Abre Pedro Meyer un nuevo espacio para la fotografía

lunes, 7 de septiembre de 2015
MÉXICO, D.F. (apro).- En la anárquica y conflictiva zona de Cuatro Caminos, en Lomas de Sotelo, a cincuenta metros de los paraderos de microbuses y de la estación del Metro, el fotógrafo Pedro Meyer proyectó la creación de un nuevo espacio para la fotografía en lo que fue una fábrica de plásticos perteneciente a sus padres. Se trata del FotoMuseo Cuatro Caminos que abrirá sus puertas este martes 8 con dos exposiciones: Todo por ver y El estado de las cosas, curadas por los fotógrafos Francisco Mata Rosas y Gerardo Montiel Klint, quienes se dieron a la tarea de investigar y revisar el trabajo de diversos autores mexicanos para integrarlas. En conferencia de prensa en las instalaciones del nuevo recinto, Pedro Meyer, los curadores Mata Rosas y Montiel Klint, la directora María Guadalupe Lara, y el arquitecto Mauricio Rocha Iturbide, autor del proyecto arquitectónico de remodelación (todos fotógrafos), dieron a conocer los detalles de este proyecto que consideran estará abierto a todo tipo de creación fotográfica. Y es que se habló de que hoy, a partir de los medios digitales y las redes sociales, la fotografía ha cambiado completamente, no sólo porque cualquiera puede hacer cientos de imágenes con sus cámaras y celulares, sino porque espacios como Facebook son una especie de galerías personales donde se exhiben toda clase de producciones. Se busca entonces desmitificar a la llamada fotografía de autor, puesto que al final todos somos fotógrafos, “incluso los periodistas”. Igualmente demostrar que no existe propiamente una escuela de “fotografía mexicana”, pues la diversidad de expresiones es muy vasta y “todo está por definirse”. Dijo Montiel Klint que Todo por ver se titula así precisamente porque aunque hay quienes afirman que ya todo está visto y difícilmente habrá una fotografía “nueva”, en realidad siempre sorprenderá una imagen al espectador. Y así se puede ver en estas exhibiciones, donde lo mismo hay retrato que fotografía antropológica, social, urbana, rural, color, blanco y negro. Las dos muestras de apertura reúnen en conjunto a más de 200 fotógrafos, desde muy jóvenes y que apenas comienzan, hasta consagrados. Se exhiben 398 imágenes, 86 videos y 8 instalaciones. La titulada El estado de las cosas, explicó a su vez Mata Rosas, es una muestra de lo que sucede en el país, particularmente en el tema de la violencia. Aunque sin aludir directamente a recintos como el Centro de la Imagen, ubicado en la Ciudadela, y el Museo Archivo de la Fotografía, ambos en el Centro Histórico, Meyer señaló que su intención no es competir: “No somos mejores, a lo que aspiramos es a ser distintos para que la oferta al público sume. No tiene caso crear un espacio que reproduce prácticamente lo que otros ya están haciendo, queremos ofrecer algo que sume a lo que hacen muchos lugares, no tenemos ningún interés de naturaleza competitiva, sino de crear sinergias.” El FotoMuseo ocupa un edificio de más de cinco mil metros cuadrados; en él se ubican tres galerías, además de cuatro salones de clases, pues uno de los propósitos es contar con una oferta educativa. Así, habrá talleres, seminarios, diplomados y visitas escolares, conversatorios y charlas, entre otras actividades. Las dimensiones permiten la exhibición de fotografías de gran formato e incluso fotomurales. Ubicado en Ingenieros Militares 77, colonia Lomas de Sotelo, en una zona donde la frontera entre la delegación Miguel Hidalgo, en el Distrito Federal, y el municipio de Naucalpan, Estado de México, parece perderse en el caos del tráfico y la falta de planeación urbana, este nuevo recinto se ofrece como un remanso para la expresión artística. Tras su apertura estará abierto de martes a domingos, de 11:00 a 18:00 horas. La entrada tendrá un costo de 30 pesos, y algunas de sus actividades, ya que se pretende que el centro llegue a ser autosuficiente, serán de paga; por ahora tiene un financiamiento mixto, tanto de la Fundación Pedro Meyer, el Consejo Nacional para la Cultura y las Artes y aportaciones privadas. Los domingos el ingreso será gratuito.

Comentarios