Se perdieron mas de 232 mil empleos en diciembre

martes, 4 de enero de 2011

MEXICO, D.F., 4 de diciembre (apro).-  Cada día de diciembre pasado, un promedio de 7 mil 488 mexicanos que cotizaban en el IMSS, pasaron una amarga Navidad y/o no pudieron celebrar la llegada del año nuevo; de regalos y compras, ni pensar. Su futuro, y el de sus familias, totalmente incierto.

La razón: perdieron su trabajo.

En efecto, este martes los secretarios de Hacienda, Ernesto Cordero, y del Trabajo, Javier Lozano, confirmaron lo que ya había adelantado, de manera implícita, el presidente Felipe Calderón:

Que en el último mes del año se perdieron 232 mil 115 empleos formales, registrados ante el IMSS.

Calderón había adelantado el día anterior que 2010 cerró con una creación neta de 730 mil 348 puestos de trabajo nuevos.

La cifra llamó la atención, pues apenas en la Navidad él mismo festejaba que, a noviembre, se habían creado más de 962 mil empleos en el sector formal de la economía, y que faltaba muy poquito para llegar a la cifra mágica de un millón de empleos creados en un solo año.

Pero hoy Lozano y Cordero confirmaron que la cifra final fue menor que los más de 900 mil de noviembre y los más de 800 mil de octubre.

Sin embargo, como se trataba de ser optimistas, Lozano dijo que los 730 mil 348 empleos nuevos de 2010 es una cifra 5.3% mayor a la alcanzada un año antes.

Y más: que es un “número superavitario”, es una “cifra neta”, que resulta ya de sumar las altas y restar las bajas. “De hecho –dijo--, desde 1996 no veíamos una cifra parecida en cuanto a generación de empleos”.

Por si fuera poco, expuso, con los empleos creados en el año se resarcieron los perdidos durante la crisis. Hizo cuentas Lozano, a su manera: entre noviembre de 2008 y mayo de 2009, los meses de mayor pérdida de empleos, desaparecieron más de 700 mil puestos de trabajo formales.

“Pero afortunadamente –siguió--  la generación neta de los meses subsecuentes fue de 837 mil 111 empleos, lo cual nos da una ganancia, después de la crisis, después de haber recuperado todos los empleos que se perdieron en la crisis, de 135 mil 794 nuevos empleos”

Es más, señaló que la pérdida de más de 230 mil empleos en diciembre pasado, no es preocupante, pues es una cuestión cíclica del último mes de cada año.

Lo dijo así: “Siempre en los meses de diciembre nos ocurre, cíclicamente, desde hace 15 años, que tenemos una pérdida promedio de 231 mil 755 empleos. Siempre nos ocurre. Sea un buen año o un mal año, tenemos ese comportamiento”.

Ese es el consuelo del secretario Lozano, pero habrá que preguntarle a quienes perdieron el empleo y a sus familiares.

Comentarios