"Buena noticia para México" alza de tasas de interés en EU: Carstens

miércoles, 6 de mayo de 2015
MÉXICO, D.F. (apro).- Para calmar el nerviosismo de los inversionistas ante la inminente alza en las tasas de interés en Estados Unidos –que actualmente andan entre 0% y 0.25%– y sus efectos en México, el gobernador del Banco de México, Agustín Carstens, aseguró que dicho aumento es “buena noticia para México”. Ante un sorprendido auditorio del Centro Banamex –donde se congregaron autoridades financieras del gobierno federal y directivos de instituciones financieras privadas para celebrar la XXV Convención de Aseguradores de México (CAM)–, Carstens explicó: Son buenas noticias “porque eso significa que la economía de Estados Unidos está más fuerte, está creciendo más y si hay un país que se puede beneficiar de eso es México”. No obstante, reconoció que una vez que la Reserva Federal (Fed) inicie la subida de sus tipos de interés, habrá un periodo de “cierta turbulencia, porque el aumento en las tasas va a ser significativo y va a generar volatilidad en los mercados”. Pero, suavizó, la perspectiva consiste en que sea un periodo transitorio, sí turbulento, pero “al fin del día es una transición que nos va a llevar a un estado de la economía (mexicana), y de nuestro principal socio comercial, mucho mejor”. Y aconsejó: “Creo que es muy importante tenerlo en mente”. Más adelante, el gobernador del Banxico señaló que no hay fecha precisa para que la Fed empiece a normalizar su política monetaria. Inclusive, señaló, el mercado prevé que se posponga por más tiempo esa decisión, toda vez que los indicadores económicos de Estados Unidos han sido más débiles. Los propios analistas de aquel país, que a principios del año consideraban que el incremento en las tasas de interés podría iniciar en junio, ahora creen que podría ser hasta septiembre próximo. Otra cuestión importante en este tema, dijo Carstens, es que hay “una divergencia muy significativa”, una “brecha muy importante” entre la tasa que está esperando el mercado que adopte la Fed y la que la propia junta de ésta indique. Dijo: “Estos dos aspectos son los que más volatilidad le están metiendo a los mercados financieros internacionales hoy en día, eso es un punto muy relevante”. Reiteró: “Como dije, es un tema que en el corto plazo está teniendo mucho peso; nos está generando mucha volatilidad. Pero es un paso necesario para llegar a un estado de la naturaleza mejor, que es aquél en el cual la economía de Estados Unidos está creciendo más y eso va a beneficiar a México”. Pero, en lo que eso sucede, el gobernador del Banco de México dibujó una economía mexicana con muchos claroscuros. “La economía sigue creciendo, pero a un ritmo menor del que teníamos esperado; la producción industrial no ha crecido tan fuertemente como nos hubiera gustado”, dijo Carstens. Explicó que los dos factores que han contribuido a esa situación son la construcción y la minería relacionada con la caída en la producción de Pemex y todas las actividades relacionadas con la extracción de petróleo. La construcción, dijo, ya había mostrado una recuperación más o menos importante en los últimos 13 meses, “pero más recientemente ha caído”, lo mismo la construcción residencial como la no residencial. Y, por eso, “obviamente ha caído el gasto de construcción en infraestructura del gobierno federal también se ha rezagado un poco”. Entre los indicadores económicos que marchan mejor, Agustín Carstens incluyó las manufacturas y el consumo de electricidad. Las exportaciones, agregó, son un motor de crecimiento muy importante. Sin embargo, las exportaciones manufactureras hacia Estados Unidos “vienen muy bien”, pero las que van a otros países “pues están bastante atoradas”. Entonces, reiteró, “Estados Unidos pues es otra vez un motor de crecimiento muy importante para nosotros, y por eso esta transición en política monetaria que está habiendo es bien importante”. Por otra parte, reconoció la gravedad del desplome de las exportaciones petroleras que se ha dado por un doble efecto: “el efecto precio y el efecto de la plataforma de producción”. Concluyó: “Entonces, realmente el tema petrolero ha sido muy importante, tanto por los ingresos que ha dejado de percibir el gobierno, como por el impacto que tiene en la producción industrial, en la minería y el efecto que tiene en las exportaciones”. A la Convención de Aseguradores de México asistieron también el secretario de Hacienda, Luis Videgaray, quien lo inauguró, y el presidente Enrique Peña Nieto con sus acostumbrados discursos de que el país marcha sobre ruedas, que la economía crece y que hay más empleos.