Cierran acceso a la pirámide de Keops por el 11/11/11

viernes, 11 de noviembre de 2011
MÉXICO, D.F. (apro).- Superchería, mitos, necesidad de encontrar una forma de tranquilizar el alma, todo se juntó en correos electrónicos y todo tipo de información difundida vía internet para que en el minuto 11 de la hora 11 de este 11/11/11, todos los interesados en “proteger a la Tierra y a la humanidad con la energía del amor”, se dieran cita en la famosa pirámide de Keops, construida hace 4 mil 500 años en el Cairo, Egipto. Ante la posible embestida de grupos masónicos, projudíos y de los cientos de personas que se denominan “ángeles humanos”, las autoridades egipcias se vieron obligadas a cerrar el histórico lugar durante todo el día. Con gran decepción los miles de asistentes, entre los que se encontraban cientos de turistas, tuvieron que conformarse con sólo visitar la zona Gizah, las pirámides de Kefrén, Mikerinos y la Esfinge. La prohibición de visitar la gran pirámide estuvo relacionada con una campaña mediática en la cual los medios locales afirmaban que el sitio sufría de “una terrible amenaza que podía acabar con una de las siete maravillas del mundo antiguo.” Incluso el Consejo Supremo de las Fuerzas Armadas, que administra el país desde la caída de Hosni Mubarak, censuró el acto a través de su perfil en Facebook: “La junta militar y sus miembros rechazan este tipo de celebración en la tierra de Egipto que es la cuna de las religiones monoteístas y no debe ser profanada con celebraciones satánicas”. El inicio del problema fue la convocatoria de una fundación polaca que dirige “El proyecto Keops” y que preside Andrzej Wojcikiewicz. Los organizadores del evento tenían previsto colocar dos cristales con forma de pirámide elaborados en la India en el interior del sarcófago de granito ubicado en la cámara funeraria del rey Keops para “ayudar a la tierra y a sus habitantes de una escalada de violencia y cataclismos, con lo que contribuirían a su despertar espiritual”.

Comentarios