Romero Deschamps: sospechoso de millonario fraude

lunes, 21 de enero de 2002
Ciudad del Carmen, Camp - Un cuantioso fraude, cometido a través de la venta ilegal de varios terrenos e inmuebles que eran parte del patrimonio de los trabajadores petroleros, fue detectado por empleados en activo de la sección 42 del Sindicato Nacional de Trabajadores Petroleros de la República Mexicana (SNTPRM), que aglutina a más de mil 500 obreros que laboran exclusivamente en las plataformas marinas de la Sonda de Campeche De acuerdo con documentos en poder de SUR Proceso, como responsables del presunto fraude se señala directamente al exsecretario general de la sección sindical, Moisés Marín García, y a su "compadre", el secretario general del SNTPRM, el senador priista Carlos Romero Deschamps Un grupo de trabajadores entregó copia del expediente que documenta tal irregularidad a estos reporteros, en el que indican que durante los últimos nueve años Marín García, originario de Tuxpan, Veracruz, quien durante poco más de 10 años estuvo al frente de la sección 42 del SNTPRM ?la más grande e importante de Campeche? y señalado como uno los hombres de más confianza de Romero Deschamps, ha realizado operaciones de venta de varios predios y terrenos ?adquiridos con las cuotas de los empleados sindicalizados? por una suma que casi llega a los 10 millones de pesos, además de que otros inmuebles se encuentran hipotecados, lo que "presume un fraude de grandes dimensiones" Además de la supuesta venta ilegal de esos predios, hay otras graves irregularidades con respecto a las transacciones hechas por los dirigentes petroleros, ya que algunas de esas propiedades fueron vendidas a familiares cercanos de los líderes del SNTPRM Por ejemplo, de acuerdo con la escritura 427, inscrita bajo el número 16908 a fojas 63764, inscripción sexta del tomo 72-M del libro primero del Registro Público de la Propiedad, con fecha 13 de noviembre de 1993, Marín García vendió propiedades de la sección 42 del SNTPRM a la sociedad mercantil denominada "Grupo Lazzer de Ciudad del Carmen SA de CV" Fueron tres predios ubicados en la calle 57 o avenida "Eugenio Echeverría Castellot", marcados con los números 202-A, 202-B y 202-C en esta ciudad Cada uno fue vendido a un precio de 33 mil 750 pesos Y lo que más llama la atención es que los integrantes de la parte compradora, el Grupo Lazzer, son Ignacio Alfonso Olea Pérez e Ignacio Tamer Rodríguez, padre y primo hermano, respectivamente, del secretario del interior de la sección 42 del sindicato petrolero, Salvador Olea Blancas, además de Abelardo Rodríguez Balleza, quien es cuñado de la esposa de Moisés Marín Es decir, fue un "negocio" en familia Otro caso: El 11 de julio de 1996, René Enríquez Valencia, Salvador Ignacio Olea y Ebener Ramírez Aparicio, en "representación de la sección 42 del SNTPRM", protocolizaron la venta ?de acuerdo a las fojas 258, del tomo 70-B, número 49481, inscripción segunda del libro primero del Registro Público de la Propiedad y el Comercio, también de esta isla? de un predio sin número localizado en la calle 22, en el centro de esta localidad, a favor de la empresa denominada Grupos del Sureste SA de CV", por un valor de 6 millones de pesos Además, de acuerdo con la documentación en poder de SUR Proceso, hay otros predios propiedad de la sección 42 que están hipotecados por instituciones bancarias Dos ejemplos: Un predio urbano en la calle 47 ?inscritos con los números 45985 y 45984?, hipotecados a favor de Bancomer por mil 641millones (de pesos viejos) con fecha 13 de noviembre de 1990 y por 5 millones 447 mil 193 (de pesos actuales), con fecha 30 de junio de 1995 Más aún: Un predio ubicado en la calle 47, registrado con el número 6092 en el Registro Público de la Propiedad y el Comercio, también hipotecado por Bancomer, por la cantidad de mil 641 millones de pesos viejos, con fecha 13 de abril de abril de 1990, por 2 millones 360 mil nuevos pesos (15 de abril de 1993) y por 5 millones 447 mil 193 pesos (actuales), con fecha 30 de junio de 1993 Es decir, este predio ha sido hipotecado en cuatro ocasiones "Desde 1996, hicimos del conocimiento de estas irregularidades al secretario general del SNTPRM, senador Carlos Romero Deschamps, pero lejos de obtener una respuesta favorable, ordenó una persecución y campaña de hostigamiento en contra de los trabajadores inconformes por la actuación de Moisés Marín García, que, hasta donde sabemos, es compadre de Romero Des- champs e incluso se dice que es socio de Marín García en algunos negocios turbios, con el aval de funcionarios de Pemex", relatan los sindicalistas De igual manera, aseguran que las ventas de los predios se "hicieron a escondidas, sin informar a la base trabajadora, lo cual es una clara violación a los estatutos del sindicato" Señalan que hasta antes de que Romero Deschamps asumiera el liderazgo del SNTPRM, tan sólo la sección 42 ?con sede en esta isla? contaba con un patrimonio de más de 30 predios en diversos puntos del país, producto de las cuotas de los trabajadores, y que en la actualidad "cuando mucho nos quedan 10, las cuales están hipotecadas en su mayoría" Refiere, además, que en contubernio con "altos funcionarios de Pemex", los dirigentes sindicales han creado "varias compañías fantasmas, inexistentes", y que supuestamente laboran en la Sonda de Campeche Y citan, por ejemplo, el caso del exdirigente de la sección 42, Homero Terán, quien supuestamente es "dueño y accionista" de por lo menos tres "empresas" Según la versión de los obreros, la dirigencia de la sección 42 exige cuotas mínimas de 100 pesos por trabajador ?en promedio son mil 500 los que "suben" a las plataformas cada mes, aunque hay ocasiones en que el número se dispara hasta 2 mil 500 obreros?, y denuncian que "la venta de plazas es una práctica que sigue vigente al interior del SNTPRM" En este sentido, indican que los líderes del sindicato "cobran" hasta mil pesos por "bajada", término que se usa entre los trabajadores petroleros que laboran en las plataformas marinas Además, sostienen que las viudas ?cuyos esposos mueren por accidentes laborales o por causas naturales?, "no reciben la retribución que les corresponde por parte del sindicato, pese a que cada empleado está obligado a pagar más de 700 pesos anuales por concepto de "seguro de vida" Según relatan, tales irregularidades ya fueron expuestas en un documento que le enviaron ?desde principios de enero de este año? al actual director general de Pemex, Raúl Muñoz Leos, quien tampoco ha dado respuesta a sus reclamos (SUR Proceso 50 16 de enero de 2002)

Comentarios