Pide Murat a la PGR atraer el caso de la masacre de Agua Fría

lunes, 17 de junio de 2002
Oaxaca, Oax - El gobernador de Oaxaca, José Murat, solicitó formalmente a la Procuraduría General de la República que atraiga el caso de la masacre de Agua Fría, ocurrida el 31 de mayo pasado, en la que murieron 27 campesinos, presuntamente a manos de habitantes del municipio de Santo Domingo Teojomulco A través de un documento, el mandatario oaxaqueño pide que ante las presiones que ha recibido la Procuraduría estatal para "evitar" que se llegue al fondo del asunto, sea la PGR la que en adelante lleve las investigaciones Asimismo, acusa que hay sectores que presionan a su administración y buscan politizar la matanza en su beneficio Luego de la masacre de Agua Fría, dice, "la Procuraduría de Justicia del Estado ha efectuado detenciones de los presuntos implicados en este lamentable suceso, y ante ello se ha derivado una serie de presiones para evitar que las investigaciones continúen "Hoy las presiones a la justicia estatal persisten para evitar que lleguemos al fondo de los crímenes de Agua Fría Por ello, en este momento solicito a la Procuraduría General de la República atraiga el caso y, de esta manera, lograr que no existan dudas de que quienes cometieron este hecho irracional sean castigados" Y es que desde el sábado 1 de mayo, cuando fueron detenidos los 16 presuntos responsables, los cuestionamientos no han cesado Los detenidos, algunos de ellos en huelga de hambre, han asegurado ser inocentes y meros "chivos expiatorios" del gobierno estatal, deseoso de limpiar su imagen mediante la rápida consignación de algún culpable En tanto, organismos sociales tomaron la causa de los detenidos y han asegurado que sus declaraciones fueron cambiadas El gobierno estatal, en tanto, asegura que en contra de los campesinos obra el hecho de que se les encontró armamento de alto poder Y la activa defensa de los detenidos provocó que Murat comentara irónicamente que a las ONG le preocupaba más los detenidos que todas las viudas y huérfanos que dejó la masacre, pues ni siquiera se habían acercado a ellos En su carta, Murat no precisa a qué tipo de presión está sujeto su gobierno Sólo asegura que en su administración el Estado de derecho "jamás estará sometido a negociaciones políticas", porque está totalmente comprometida con la justicia y el esclarecimiento del caso "En el caso de los desafortunados acontecimientos registrados en la región de Xochiltepec, el único interés de la actual administración es el castigo de los responsables Quienes tratan de politizar el hecho han fracasado y, por ignorancia u otras causas, protegen los grandes intereses económicos que persisten en las zonas marginadas del territorio oaxaqueño"16/06/02

Comentarios