Una turbia maniobra

miércoles, 19 de junio de 2002
Conocida a última hora del viernes 14, la decisión de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores de negar, con argumentos equívocos, la información relativa a las finanzas de los partidos políticos correspondientes al año 2000 enturbia aún más el ambiente en relación con el financiamiento del movimiento político que llevó a Vicente Fox al poder Por razones brumosas, queda abruptamente interrumpida la investigación del IFE, en cuyo seno la decisión de emprenderla había provocado una grave crisis interna Como hace casi un año, ya iniciado el gobierno del "cambio", se volvió a imponer el cerrojo a la investigación sobre el nebuloso financiamiento de las campañas electorales de 2000 Hacia las 23 horas del viernes 14, la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) echó el reloj atrás al decidir, nuevamente, no entregar la información sobre los movimientos de fondos en las campañas presidenciales de Vicente Fox y Francisco Labastida al Instituto Federal Electoral (IFE) La CNBV está actualmente presidida por Jonathan Davis Arzac, personaje del zedillismo cuyo papel en los escándalos del Fobaproa y del llamado Pemexgate aún no se esclarece Como tesorero de la Federación el sexenio pasado, suscribió los pagarés relacionados con el controvertido programa de rescate bancario y estuvo al tanto de las cuantiosas y oscuras transferencias de Pemex al sindicato petrolero, presuntamente desviadas a la campaña del priista Labastida La decisión de la CNBV, tomada tres días antes del vencimiento del plazo impuesto para entregar la información, se basa en un supuesto exceso de facultades por parte del IFE El 7 de mayo último, el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJE) resolvió por unanimidad echar abajo una decisión del Consejo General del IFE, tomada el 9 de agosto de 2001, para cancelar la investigación sobre los fondos de campaña de Fox La pesquisa se originó luego de que el PRI denunció formalmente ante el IFE que a la campaña foxista llegaron fondos procedentes del extranjero y de empresas mercantiles, lo que prohíbe la legislación electoral En decisión dividida, el Consejo General consideró que no tenía medios de impugnación contra la decisión de la Secretaría de Hacienda de negarle la información en nombre del secreto bancario Ante la decisión de cerrar el caso, el PRI recurrió al TEPJE, y su principal alegato fue que la Comisión de Fiscalización del IFE había realizado una deficiente e insuficiente investigación Los magistrados sustentaron su decisión en el convencimiento de que el IFE tiene facultades propias de las autoridades hacendarias cuando "en el desempeño de ciertas funciones y actividades persigue fines fiscales, relacionados con el control, vigilancia, investigación e imposición de sanciones, en el uso y manejo de recursos públicos" Aún más, la sentencia del Tribunal estableció: "Cuando el IFE efectúa actos encaminados al control, vigilancia, investigación y comprobación de irregularidades en la aplicación de los recursos que ejercen los partidos políticos, está a salvo del secreto bancario" Casi un año después, parece repetirse la historia En la víspera de que se venciera el plazo del IFE para que la CNBV respondiera a su solicitud, la Comisión alegó que los "requerimientos de información formulados por el IFE van más allá de lo resuelto por el órgano jurisdiccional" Proceso conoció el oficio que el IFE envió a la CNBV, en el que le requiere información sobre las cuentas bancarias que en el año 2000 manejaron los partidos que formaron la Alianza por el Cambio (PAN y Partido Verde Ecologista de México), así como las del PRI En su boletín número 002/2000, la CNBV sostiene que el IFE "ha interpretado que la resolución del Tribunal puede ser el fundamento de requerimientos de información relativos a casos distintos al que la originó, por lo que esta Comisión considera que dicha interpretación pudiera exceder los principios procesales aplicables" Y agrega: "Esta determinación de la Comisión se basa en la convicción de que es la única forma de ajustarse al marco legal, protegiendo así, por una parte, los derechos de confidencialidad y secrecía de los usuarios de los servicios financieros y, por la otra, las atribuciones de las autoridades judiciales que soliciten la información que corresponda con arreglo a la ley" Irónicamente, la postura de la CNBV choca con la de uno de los "usarios de los servicios financieros", el Partido Acción Nacional Apenas el viernes 7 de junio, la dirigencia panista hizo público que autorizaba a la CNBV a que entregara al IFE todas las cuentas registradas a su nombre en todas las instituciones bancarias y financieras del país "A fin de liberar a dichas autoridades de su responsabilidad para con el secreto bancario, el PAN ha decidido notificar en los próximos días a la CNBV su pleno consentimiento para que se permita al IFE que conozca y revise todas las cuentas registradas a nombre de Acción Nacional en el país, y de las cuales el propio IFE cuenta con una relación pormenorizada" El lunes 10 de junio, el PAN confirmó al presidente de la CNBV, Jonathan Davis, su autorización para que entregara al IFE toda la información sobre sus cuentas bancarias En contraste, el PRI no manifestó la misma disposición Ni tampoco Lino Korrodi, el cerebro financiero de Amigos de Fox, quien confió a una reportera que el PAN lo había "dejado solo" El juego de equívocos llegó al seno de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores, donde aparentemente no todos estaban al tanto del cerrojazo: Pocas horas antes de que comenzara a circular el boletín, el vicepresidente jurídico de la CNBV, Benjamín Vidargas Rojas, declaró a este semanario que la Comisión cumpliría a tiempo con la petición del IFE y que se encontraba en el proceso de solicitar la documentación a las instituciones de crédito Crisis en el IFE El rechazo de la CNBV a proporcionar la información solicitada por el IFE se produjo cuando esta institución enfrenta uno de los momentos más delicados de su etapa actual, con una serie de denuncias de presiones internas y externas En un ambiente enrarecido, el presidente del Consejo General del IFE, José Woldenberg, en entrevista unas horas antes de conocerse la decisión de la CNBV, atajó: En el caso de los dineros ilícitos que pudieron haberse aportado a la campaña de Vicente Fox, así como de cualquier otra queja, "haremos investigaciones en absoluta profundidad y nos vamos a allegar de todos los elementos que estén a nuestro alcance, máxime ahora que se retiró el secreto bancario" La consejera Jacqueline Peschard aceptó que "existe el acuerdo generalizado de que en esta investigación vamos a ir con todo, en el entendido de que no sabemos si vamos a poder encontrar ese vínculo final que presuntamente se dio entre dinero del extranjero y empresas mercantiles en la campaña de Vicente Fox" Woldenberg acotó las turbulencias internas a la filtración de información que sobre el caso habría realizado el consejero Jaime Cárdenas y consideró que en el IFE "no hay una diferencia de la magnitud que pudiera llevar a bloquear los circuitos de deliberación que hemos construido entre todos" Sin embargo, la inconformidad de Jaime Cárdenas ante los procedimientos internos se recrudeció en el curso de la primera semana de junio En declaraciones al reportero Álvaro Delgado, Cárdenas hizo públicas sus discrepancias ?algo insólito en la vida del IFE? e incluso reveló que, por "las presiones" internas y externas que estaba recibiendo, analizaba la posibilidad de renunciar En esa misma entrevista, dio su versión sobre un encuentro sostenido con Woldenberg el miércoles 29 de mayo: ?Mira, Jaime, están difundiéndose en los medios notas sobre lo que estamos haciendo en la Comisión de Fiscalización Considero que no deben decirlo Hay razones jurídicas, políticas y morales por las cuales no deben hacerlo El mismo Cárdenas adelantó a Proceso, el mediodía del jueves 13, que en una junta informal a la que no asistió ?lleva alrededor de un año sin presentarse a las reuniones preparatorias de sesión? se enteró de que Woldenberg promovió una carta que pedía fuese firmada por los demás consejeros para solicitarle que no siguiera filtrando información Este hecho irritó también al consejero José Barragán, quien el mismo jueves confirmó a diversos medios de información la versión de que Woldenberg había promovido dicha carta y se sumó a la posición de Cárdenas, asegurando que "en este momento, en el instituto se están dando presiones internas y externas", e incluso habló de actitudes "oscurantistas" y de "represión" La postura de Cárdenas y Barragán generó que los ánimos se tensaran en el IFE e incluso derivó en que hacia el mediodía del viernes 14, Woldenberg y los seis consejeros restantes ?Jesús Cantú, Alonso Lujambio, Gastón Luken, Mauricio Merino, Jacqueline Peschard y Virgilio Rivera? consensaran un documento de respuesta En el mismo documento, los firmantes aseguran: "No hemos recibido ni admitiríamos ningún tipo de presión, interna o externa que pretenda orientar nuestras decisiones o coartar nuestra libertad de expresión" Woldenberg precisó a Proceso: "Cárdenas dice que fue presionado por mí y eso lo niego de manera categórica En ningún momento, y estoy seguro que el consejero Cárdenas se los puede confirmar, hubo la más mínima sugerencia de qué sucedería si sigue filtrando información Por ello no acepto, de ninguna manera, que se hable de presiones y amenazas, está fuera del código de entendimiento del IFE y fuera de mi código" Confirmó que presentó a los consejeros, entre los que no estaban ni Cárdenas ni Barragán, la propuesta de dirigir a Cárdenas "una carta privada" en la que se le expresaba la preocupación de los demás consejeros por las filtraciones de información que se estaban produciendo, pero que su iniciativa, "que de ninguna manera puede considerarse ilegítima", no fructificó ?Sin embargo, esa propuesta generó la inconformidad del consejero Barragán ?se le planteó a Woldenberg ?Que se inconforme Quien se enoja tendrá dos problemas, yo espero que se le quite la molestia y que ambos, tanto Barragán como Cárdenas, vuelvan al circuito de deliberación que existe en el IFE ?Hay en este momento dos consejeros del IFE inconformes con procedimientos o acciones que se están tomando ¿De qué tamaño es el problema? ?Yo volveré a hablar con los consejeros las veces que sea necesario para que se integren o reintegren a los trabajos del Consejo General Creo que no hay una diferencia de la magnitud que sea que nos deba o nos pueda llevar a bloquear los circuitos de deliberación que hemos construido entre todos y que entiendo que han dado muy buenos resultados ?El consejero Cárdenas ha opinado que detrás de la actitud "pasiva" de algunos consejeros ante la investigación de la campaña de Fox están sus deseos de reelegirse ¿Qué comentario le merece este señalamiento? ?Para decir lo mínimo, se trata de una especulación insidiosa e innoble, y lo expreso así por una sencilla razón: Los consejeros han sido factor importantísimo para que esta institución diera pasos en su consolidación, y una especulación de ese tipo no se la merece ningún miembro del Consejo General El cerrojazo a la investigación se dio apenas cuatro días después de que el presidente Vicente Fox, el lunes 10, firmó el decreto mediante el cual se publicó en el Diario Oficial de la Federación la Ley Federal de Transparencia y Acceso a la Información Pública Gubernamental

Comentarios