La paz se logra con diálogo: Samuel Ruiz al EZLN y al gobierno federal

viernes, 7 de junio de 2002
México, D F- El obispo emérito de San Cristóbal de las Casas Samuel Ruiz consideró que el mejor camino para alcanzar la paz y la reconciliación en Chiapas es a través de la reactivación del diálogo entre el Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN) y el gobierno federal Samuel Ruiz detalló que a la fecha no ha tenido contacto con miembros del EZLN, pero no se descartó como un posible interlocutor o mediador en el nuevo diálogo al que convocó tanto al gobierno federal como a los zapatistas Para el prelado, el trabajo elaborado por la Comisión Nacional de Intermediación (Conai) en el conflicto con el EZLN no fue un fracaso, pues los miembros de esta comisión actuaron de buena voluntad e hicieron lo que estuvo en sus manos para tratar de solucionar el problema Los que si demostraron su ineficacia, agregó, fueron los legisladores que aprobaron una reforma indígena sin tomar en cuenta a los indígenas El prelado, que fue obispo de San Cristóbal de las Casas y tomó como suyas las causas indígenas que motivaron el conflicto con el EZLN, presentó un documento denominado "Un nuevo esfuerzo para la paz", en el que comenta sus impresiones para alcanzar la paz en la entidad, luego de que el diálogo quedó suspendido con la aprobación de una ley indígena que no satisfizo a las etnias del país Urge evitar agravar las confrontaciones, pues la transición democrática no se podrá concretar en el país si no se alcanza la paz con justicia y dignidad, permitiendo la participación activa de las comunidades indígenas Este es el momento de luchar por la dignidad y la participación de las etnias del país, así como de la sociedad civil y de la opinión pública nacional e internacional, para lograr ser más demócratas, consensuar una buena reforma del Estado y garantizar los derechos humanos de la población, dijo Todo esto, añadió, se podría lograr a través de un encuentro nacional extraordinario por la paz En abril del 2001, después de una larga marcha por varios estados del país, los zapatistas rompieron el diálogo con el gobierno federal debido a que el Congreso de la Unión aprobó una reforma a la ley indígena distinta a la que con anterioridad había elaborado la Comisión de Concordia y Pacificación (Cocopa), instancia mediadora entre el gobierno federal y el EZLN Desde ese momento, el subcomandante Marcos, dirigente de la organización zapatista, no se ha pronunciado más que para condenar el homicidio de la activista de los derechos humanos, Digna Ochoa Y con el silencio del subcomandante también quedó en el aire la solución a un problema social como el de las etnias del sureste del país que viven en la extrema pobreza, y que exigen el reconocimiento como comunidades autónomas con derechos y obligaciones, porque la ley no las contempla como tales Un intento por cambiar la reforma indígena que no satisfizo a las etnias, fue el que hicieron en meses pasados los diputados de todos los partidos políticos a excepción de los del Partido Acción Nacional, al retomar la propuesta de la Cocopa, y asegurar que en breve replantearían el tema en el Congreso de la Unión 07/05/02

Comentarios