Vaticina Zedillo fracaso de las negociaciones del ALCA

viernes, 31 de octubre de 2003
* Prevé un declive económico para Latinoamérica en el 2004 * Si continúa el proteccionismo agrícola, el acuerdo se vendrá abajo Washington, 30 de octubre (apro) - El expresidente Ernesto Zedillo pronosticó el fracaso de la reunión ministerial de la Organización Mundial de Comercio (OMC) de Cancún, y se cumplió Ahora, el exmandatario vaticinó el fracaso de las negociaciones del Área de Libre Comercio para las Américas (ALCA) y un declive económico para Latinoamérica en 2004 "Si Estados Unidos y Europa no ceden en su proteccionismo (agrícola) el ALCA no va a salir bien, si quieren que salga bien tienen que actuar en consecuencia", declaró Zedillo tras concluir su participación en un foro sobre Practicas Comerciales organizado por la Universidad George Washington El negativo pronóstico de Zedillo se dio en el preámbulo de los preparativos para la Cumbre Extraordinaria de las Américas, de la que el presidente Vicente Fox será anfitrión en Monterrey, los días 12 y 13 de enero de 2004 Ante académicos y tres expresidentes latinoamericanos; Fernando Henrique Cardoso, de Brasil; Jorge Quiroga, de Bolivia, y Miguel Ángel Rodríguez, de Costa Rica, Zedillo presentó un panorama bastante negativo sobre el futuro económico y comercial de los países de América Latina "Frustración es la palabra que captura el humor que hay en la región", aseguró Haciendo un análisis sobre el desarrollo macroeconómico latinoamericano de los últimos tres años, el ahora profesor y director del Centro de Estudios de Globalizacion de la Universidad de Yale, apuntó que con las contracciones del Producto Interno Bruto (PIB) que han sufrido las economías de los países latinoamericanos "no hay expectativas positivas" para 2004 Sorprendentemente criticó de la política económica noeoliberal que siguió al pie de la letra en su tiempo como presidente de México, y de las prácticas comerciales que promueve Estados Unidos, que tampoco denunció cuando era el jefe del Ejecutivo mexicano Zedillo hizo énfasis en destacar la problemática económica regional: "Algunas de las reformas se hicieron demasiado tarde, otras se quedaron inconclusas y algunas todavía ni siquiera empiezan Si nosotros vamos a aceptar esta tendencia, a seguir teniendo debates teológicos y a seguir buscando enfoques heterodoxos para las políticas económicas; me temo que vamos a seguir perdiendo nuestro tiempo y la frustración continuará aumentando y tendrá serias consecuencias sociales y políticas que, obviamente, no serán placenteras", advirtió el expresidente de México En una especie de autorreflexión, Zedillo aceptó el error de haber aplicado en Latinoamérica las recetas macroeconómicas que dan los organismos multilaterales como el Fondo Monetario Internacional (FMI) o el Banco Mundial: "Siempre he dicho que debemos culpar a los políticos, yo también soy un político retirado y asumo la responsabilidad", añadió Sin embargo, el profesor de Yale también responsabilizó a la actualidad política latinoamericana de ser la responsable del retroceso económico: "Las políticas de la anti-reforma y la política del populismo, son un juego de poder en país tras país y esto es muy preocupante" Uno de los retos marcados en el discurso del expresidente fue el de encontrar la fórmula para obligar a los sistemas políticos a que profundicen las reformas para que se den los resultados económicos que espera la población latinoamericana Específicamente sobre el ALCA, Zedillo se ocupó de culpar a Estados Unidos de ser el verdadero responsable del atolladero en el que se encuentra el proyecto de integración comercial hemisférico Los subsidios agrícolas que mantiene vigentes el gobierno estadunidense para contrarrestar a las importaciones agrícolas y agropecuarias de América Latina, son un enorme bache en el camino de la negociación del ALCA, que supuestamente debe comenzar a implementarse a partir del 2005 "Si no hay una negociación seria en agricultura no veo por qué los grandes jugadores de América Latina deben participar en el ALCA las perspectivas no son buenas", acotó Zedillo El crítico y pesimista discurso de 19 minutos del expresidente de México causó cierta molestia a varios de los asistentes al encuentro, sobre todo a aquellos que forman parte del personal de las instituciones multilaterales de crédito "Ya es tiempo de eliminar a ese absurdo, obsceno e ineficiente proteccionismo agrícola, si se mantiene el proteccionismo no habrá conclusión de las negociaciones de ALCA; afortunadamente está Brasil para evitarlo", remató Zedillo Por su parte, el expresidente brasileño que coincidió y aplaudió las observaciones de Zedillo, añadió simplemente que hay "una sensación de fracaso" por la ausencia de discusiones de los asuntos agrícolas "La falta de comprensión de Estados Unidos es el impedimento", concluyó el exmandatario sudamericano

Comentarios