Fox y Diego, el pleito por Marta

martes, 22 de abril de 2003
México, D F (apro)- El más reciente capítulo en la confrontación entre Vicente Fox y Diego Fernández de Cevallos, que tiene más de una década, no obedece a un asunto de simpatías y antipatías, sino de poder Y no del presidente de la República, sino de su esposa, Marta Sahagún Fernández de Cevallos, el hábil e histriónico senador, ha advertido que los ataques provienen de la Presidencia de la República y de su propio partido, el PAN, y que investiga la identidad de quienes le han desatado el “fuego amigo”, un eufemismo que refiere a la filtración de grabaciones que lo exhiben como un litigante que usa el tráfico de influencias Sin embargo, en su estrategia, no ha dicho públicamente todo lo que sabe, que es mucho, y sólo ha enviado un mensaje que ya registraron sus destinatarios: Otro tráfico de influencias, con beneficios recíprocos, de personales de Los Pinos y las televisoras, en este caso Televisión Azteca El asunto tiene que ver con el arreglo entre el gobierno de Fox y las televisoras concretado en el decreto del 10 de octubre, mediante el cual Televisa y Televisión Azteca lograron desaparecer el tiempo fiscal de 125 por ciento que tenía vigencia desde 1969 En esa ocasión, el operador de Televisa y presidente saliente de la Cámara de la Industria de la Radio y la Televisión, Bernando Gómez, hizo el anuncio de la desaparición de ese impuesto, concretado apresuradamente por el gobierno en una edición vespertina del Diario Oficial de la Federación, sellado el contubernio con la presencia de Fox y su mujer, Marta Sahagún En esa ocasión, Fernández de Cevallos guardó prudencia, pero alentó a varios senadores para repudiar el acuerdo, sobre todo Javier Corral, quien desde hace años ha encabezado legislativamente una reforma integral de los medios de comunicación electrónicos, hasta ahora de manera infructuosa Corral sugirió en esa ocasión que la verdadera operadora del arreglo fue Sahagún, como parte de su estrategia para ganarse espacio ilimitado en las pantallas y proyectarse como sucesora de Fox, antes o después de concluir el actual sexenio Pero a raíz de que el propietario de Televisión Azteca, Ricardo Salinas Pliego, ordenó que un escuadrón tomara por la fuerza las instalaciones de CNI Canal 40 en el Cerro del Chiquihuite, la madrugada del 27 de diciembre, Fernández de Cevallos estalló Aunque públicamente fue cuidadoso, respaldó plenamente la protesta panista que otra vez encabezó Corral, debido a la obvia complicidad oficial con Salinas Pliego que se materializó no sólo con la falta de respuesta inmediata de los secretarios de Gobernación y Comunicaciones, Santiago Creel y Pedro Cerisola, que andaban de vacaciones, sino la abulia mostrada semanas después A partir de ese hecho, repudiado por el grueso de la sociedad, Fernández de Cevallos y su amigo el exprocurador Antonio Lozano Gracia fueron exhibidos en los canales de Televisión Azteca como abogados inescrupulosos, inclusive en el programa de Ricardo Rocha en esa televisora que, cuando estaba en Televisa, repudió El más reciente episodio del embate contra Fernández de Cevallos, que él afirma que viene de Los Pinos, fue la publicación de conversaciones telefónicas que lo involucran en tráfico de influencias en su trabajo de litigante, publicadas en Ovaciones de la tarde, un periódico de pésima reputación y manufactura Esas grabaciones, que el “cambio” suponía su erradicación, fueron las que hicieron tronar a Fernández de Cevallos, quien acusó a la Presidencia de la República y al PAN de ser responsables del embate, en un contexto en que aumentó el escándalo por el financiamiento de la campaña de Fox Más allá de si dejó la defensa de los “Amigos de Fox”, que sin duda cometieron más irregularidades de las que se les van a aprobar, Fernández de Cevallos envió a Los Pinos el mensaje de que sabe quién ha orquestado los ataques: La esposa de Fox Aliada con Salinas Pliego, en cuya televisora le proporcionan espacios sin límite, Sahagún es la que ha urdido la estrategia para que Fox se sacuda a ese personaje incómodo desde la “concertacesión” de Guanajuato, en 1991, que benefició a Carlos Medina Plascencia, quien, por su parte, ganaría otra vez al relevar a Fernández de Cevallos en la coordinación de la bancada en el Senado Si Fernández de Cevallos es aplastado a punta de filtraciones, lo que implicaría su retiro del PAN, sin duda dará a conocer las transas de Sahagún con las televisoras y otras cosas que ha ido acumulando en un expediente que exhibirá a buena parte de la nueva burocracia que llegó con Fox Por eso, Corral afirma que los empresarios de la televisión se oponen a una reforma a la ley respectiva “Alguien en Los Pinos les ha garantizado que Fox la va a vetar” No el presidente Fox, que más bien está harto del ejercicio del poder Es su esposa, ella sí, ávida de seguirlo ejerciendo legalmente o de facto Comentarios: delgado@procesocommx 22/04/03

Comentarios