Obituario del rock: "Vive rápido, muere joven"

lunes, 8 de noviembre de 2004
México, D F, 8 de noviembre (apro)- En este mes brujo de los Fieles Difuntos, la columna musical “Canto Rodado” rememora algunas luminarias del obituario del rock que dijeron “adiós mundo cruel” por estos días; muchos “vivieron rápido, murieron jóvenes y dejaron un cadáver atractivo y exquisito”, parafraseando al delincuente juvenil Nick Romano de la cinta Knock On Any Door Freddy Mercury (Frederick Bulsara), el vocalista bisexual de Queen nacido en Zanzíbar, falleció en Londres el 24 de noviembre de 1991, a los 45 años Un día antes había anunciado que padecía sida, pero parece ser que no contagió a su amante Jim Hutton, quien tras la muerte escribió Freddy Mercury and Me, biografía en torno al tormentoso romance que vivió con el artista hasta su fin y que puede encontrarse en edición castellana Sus cenizas fueron lanzadas al lago Ginebra, en Suiza El 22 de noviembre de 1997 se colgó otro famoso cantante y compositor, el australiano Mike Huthence de INXS, a los 37 años Algunas de sus cenizas se las quedó su novia inglesa Paula Yeats (quien no pudo recuperarse de la depresión y el 18 de septiembre del 2000 fue encontrada muerta, en Londres); otras la madre del artista, Patricia Glassop, y las demás fueron arrojadas al mar del puerto de Sidney También por suicidio murió Tom Evans, del grupo inglés Badfinger (protegidos de Paul McCartney, quien les “regalara” el éxito No Matter What, en tiempos de la disquera beatle Apple), el 19 de noviembre de 1983, en Surrey; su cuerpo fue cremado, aunque nunca se reveló el destino de sus cenizas Ya hacia 1975, su compañero fundador de Badfinger, Pete Ham (autor de la romántica Without you que popularizara Harry Nilsson), se había colgado un 23 de abril Los motivos de ambos fueron idénticos: melancolía cuando Badfinger no conquistó el triunfo artístico que pronosticaron los críticos y por sufrir malas rachas económicas Baterista de Kiss a partir de 1980, Eric Carr perdió la batalla contra el cáncer un 24 de noviembre de 1991, a los 41 años Su tumba se halla en el cementerio Colina del Cedro en Newburg, condado de Orange, Nueva York El 11 de noviembre de 1972 se despidió de los vivos, cuando tenía 24 años (Raymond) Berry Oakley, bajista de Allman Brothers Band, al estrellar su motocicleta contra un camión de pasajeros en el cruce de las avenidas Inverness y Napier, en Macon, Georgia Fatal destino de esta agrupación, pues a una cuadra de aquella esquina y conduciendo su moto, había perecido el 9 de octubre un año atrás su colega y guitarrista Duane (Howard) Allman Ambas tumbas se yerguen en el panteón Colina de la Rosa del condado Bibb, en Macon La noche del 18 de noviembre de 1972 fue encontrado sin vida el cuerpo de Danny (Ray) Whitten, guitarrista del conjunto Crazy Horse, que acompañaba por entonces al canadiense Neil Young, apenas horas después de haber sido despedido como músico de esta banda debido a la poderosa adicción por la heroína que mató su brillantez musical Young compuso para él la balada The Needle and The Damage Done, acerca de los estragos “del pinchazo” (grabada con Crazy Horse para el álbum Harvest, de 1971) Tenía 29 años Una estadística en Internet sobre el destino de 321 estrellas de la música que murieron prematuramente, revela que el promedio de vida de esos artistas fallecidos ha sido de 369 años, cuando las expectativas de longevidad para una persona común en Estados Unidos, hace siete años, alcanzaban los 758 años (dato del compendio The World Almanac and Book of Facts 1997) Las causas principales de los decesos han sido: ataque al corazón (42 roqueros, entre ellos: Jerry García, de Grateful Dead; Jimmy McCulloch, Wings; David Byron, de Uriah Heep), sobredosis de drogas (40), complicaciones médicas (37), suicidio (36, por ejemplo: Kurt Cobain, de Nirvana; Al Wilson, de Canned Heat; Richard Manuel, de The Band), accidentes en auto y moto (35, como: Mark Bolan, de T Rex; ), cáncer (25, como Frank Zappa) y avionazos (22, como Richie Valens, Stevie Ray Vaughan y Otis Redding) De “motivos desconocidos” suman 21, y por muerte violenta o asesinato, 28 (Félix Pappalardi, de Mountain; King Curtis, Selena, Jaco Pastorius, Peter Tosh, John Lennon) Finalmente, se registran nueve por congestión alcohólica (recordemos a John Bonzo Bonham, de Led Zeppelin; Ron Pigpen McKernan, de Grateful Dead; Clark Steve, de Def Leppard y Gene Vincent, autor de Be Bop A Lu La); seis en accidentes diversos; cinco ahogados (como Brian Jones, de Los Rolling Stones y Dennis Wilson, de Los Beach Boys); cuatro por tumores malignos del cerebro y tres en cada una de las siguientes causas: sida, apoplejía, envenenamiento, leucemia, por corrientes eléctricas e incendios Por asfixia sólo dos (Mama Cass Elliot, de Mamas and Papas, y Wells Kelly, de Meat Loaf (ver: http//wwwav1611org/rockdeathhtml) El enlistado incluye los 321 nombres con fecha y causas del deceso, así como el grupo musical al que pertenecían, aunque hay excepciones de solistas como Jim Croce, Buddy Holly, Jackie Wilson y el bluesista Robert Johnson, o el legendario promotor de conciertos Bill Graham Dicha estadística pretende la “observación honesta”, pero es aprovechada por los creadores del portal para difundir mensajes bautistas: “Mueren en la juventud y su vida es impura” (Job: 36, 5, 6, 14) Al término de las trece páginas del sitio, el visitante puede votar y elegir entre “la vida” o “la muerte” En caso de decidir “Yo escojo la muerte”, se le envía a la sección “Yo rechazo a Jesucristo”, donde brevemente se cuestiona su elección con citas y consejas bíblicas: “¿De verdad usted rechaza a Jesucristo después de todo lo que Él ha hecho por usted? ¿No va a tomar la palabra de Dios? El Señor justamente quiere que usted le dé a Él una oportunidad ¿Es mucho pedir? Usted ya ha intentado todo lo demás, ¿por qué no prueba con Él?” Y se le formula otra pregunta: “¿Cambiará su pensamiento y recibirá a nuestro Dios Jesucristo?” Si vota afirmativamente, uno pasa a otra sección denominada “Cómo salvarse” Esos 40 rocanroleros que se han ido por sobredosis (amén de los mencionados) son: GG Allin, Mike Bloomfield, Tommy Bolin (Deep Purple), Miss Christine (GTO’s, el 5 de noviembre de 1972), Brian Cole (Association), Tim Hardin, Helno (Les Negresses Vertes), Jimi Hendrix, James Honeyman-Scott (Pretenders), Shannon Hoon (Blind Lemon), Janis Joplin, Frankie Lymon (The Teenagers), Phil Lynnot (Thin Lizzy), Robbie McIntosh (Average White Band), Jonathan Melvoin (Smashing Pumpkins), Keith Moon (The Who), Bill Murcia (New York Dolls, el 6 de noviembre de 1972), Nowell Bradley (Sublime), Malcolm Owen (Ruts), Gram Parsons (Byrds y Flying Burrito Brithers), Kristen Pfaff (Hole), Elvis Presley, David Ruffin (Temptations), Will Shatter (Flipper), Hillel Slovak (Red Hot Chili Peppers), Bob Stinson (Replacements), Vinnie Taylor (Sha Na Na) y Sid Vicious (Sex Pistols) Según esta encuesta, El rey lagarto Jim Morrison, de Las Puertas, murió de un ataque cardiaco, en París, el 3 de julio de 1971 Si bien esa fue la causa oficial estipulada en el acta de defunción, muchas otras historias apuntan a que se debió a sobredosis de heroína y alcohol “Vive aprisa, muere joven” (Live Fast, Die Young) se llamó la cinta que en 1958 dirigió Paul Henreid sobre dos hermanas tan diferentes como el cielo y el infierno (Mary Murphy y Norma Eberhart) En 1999, Mardi Rustam rodó otra llamada igual sobre James Dean, inspirada en el libro de John Gillmore Live Fast, Die Young: Remembering the Short Life of James Dean; pero el origen de la frase data de 1949, cuando la utilizó John Derek (1926-1998, esposo de las sensuales Úrsula Andrews, Linda Evans y Bo Derek), quien personificó a Nick Romano en el clásico filme del cine negro hollywoodense Knock On Any Door (El crimen no paga, Horas de angustia y Llamad a cualquier puerta) del cineasta Nicholas Ray, así: “Vive aprisa, muere joven y deja un cadáver guapetón” Esta cinta se basó en el best-seller del mismo nombre escrito en 1947 por el afronorteamericano Willard Motley (Chicago, 1909-México, DF, 1965), al que nunca satisfizo la versión cinematográfica de su novela

Comentarios