Continúan los ajustes al gabinete de Bush

sábado, 4 de diciembre de 2004
* Bernard Kerik, nuevo titular de Seguridad Interior, anuncia el presidente * Tommy Thompson renuncia al Departamento de Salud Washington, 3 de diciembre (apro) - Los cambios sorpresivos se han vuelto el factor común en la integración del gabinete que acompañará en su segundo mandato presidencial a George W Bush, quien oficializó la nominación de Bernard Kerik como secretario de Seguridad Interior, al tiempo que Tommy Thompson anunció su renuncia al Departamento de Salud y Servicios Humanos Con Kerik, excomisionado de la Policía de Nueva York, el mandatario estadunidense busca reemplazar a Tom Ridge en el Departamento de Seguridad Interior, la dependencia que se encarga de garantizar la instrumentación de medidas para preservar la seguridad nacional de la Unión Americana “Mi nominado para reemplazar al secretario Ridge tiene antecedentes y la pasión que se necesitan para proteger a nuestros ciudadanos; como comisionado de la Policía, el 11 de septiembre de 2001, Bernie Kerik llegó al World Trade Center minutos después que se estrellara el primer avión; él estaba allí cuando se colapsaron las Torres Gemelas Kerik entiende las responsabilidades que surgieron en el país el 11 de septiembre”, declaró Bush en la Casa Blanca luego de presentar a su candidato Con la renuncia de Thompson, son ya ocho los miembros del gabinete de Bush que deciden irse y no quedarse para el segundo periodo presidencial de 4 años, que inicia el 20 de enero de 2005 De los siete restantes, se menciona la posibilidad de que también renuncie Norman Mineta como secretario de Transportes y otros más Thompson aseguró que su renuncia no es en sí una sorpresa, porque desde hace un año quería dejar el gobierno federal, pero lo convencieron para que se quedara, pero luego de que se aseguró la reelección de Bush con su victoria en los comicios del 2 de noviembre, el secretario de Salud y Servicios Humanos reincidió en sus planes que había dejado pendientes, y le informó a la Casa Blanca que saldrá del gabinete para regresar al sector privado y estar más tiempo al lado de su familia El secretario de Salud, en conferencia de prensa que dio para oficializar su renuncia, dejó en claro que en la agenda quedan pendientes varios temas, y lanzó también una advertencia: que los sistemas alimentarios de Estados Unidos son demasiado vulnerables a cualquier ataque terrorista con químicos “Por mi vida que aún no entiendo por qué los terroristas no han atacado nuestros recursos alimenticios, lo que es muy fácil de hacer”, subrayó el todavía encargado de Salud Respecto del próximo titular de Seguridad Interior, en caso de ser confirmado por el Senado del Congreso federal, Bush dio a entender que lo escogió básicamente por la experiencia que tiene como exjefe de la policía neoyorquina, y por lo que hizo ante los sorpresivos ataques de hace cuatro años En Washington se mencionó también el hecho de que Kerik fue uno de los hombres del Partido Republicano que más contribuyó a los esfuerzos proselitistas de reelección de Bush en los estados de Nueva York y Nueva Jersey, por lo que el mandatario lo puede estar nominando en compensación por esas acciones políticas a su favor “Le prometo, señor presidente, que ambos, la memoria de aquellas almas valientes y los horrores que miré (el 11 de septiembre de 2001), y que afligieron a nuestra orgullosa nación, serán un recordatorio permanente de la gran responsabilidad que ha puesto a mi cargo; juro que trabajaré incansablemente para honrarlos y para que confíen en mí”, declaró por su parte el nominado para el cargo de secretario de Seguridad Interior

Comentarios