Encono en Los Pinos

martes, 6 de julio de 2004
México, D F, 5 de julio (apro)- La actuación, la actitud y la intromisión diaria de Martha Sahagún en las acciones de gobierno vulneraron en forma acelerada la figura del presidente de México, quien terminó siendo un "político noble", de "espíritu generoso", y no un hombre de Estado Los "afectos y desafectos" de la consorte presidencial, que Fox asume como propios, descompusieron y tensaron la vida nacional donde las confrontaciones tienen el peligro de volverse violentas Las insaciables ganas de Martha Sahagún por tener el poder, su constante "coqueteo político" por la sucesión presidencial y ser parte principal en ella, la llevaron a retirar uno a uno los obstáculos en su carrera por el 2006 Este lunes las consecuencias tuvieron su límite y uno de los hombres más cercanos del presidente prefirió renunciar antes que convalidar con su presencia la pretensión de instaurar una dinastía en México, Alfonso Durazo Montaño La lista de obstáculos derivados es larga Primero fue Adolfo Aguilar Zinser, quien inicialmente fue expulsado del círculo presidencial, la superasesoría en seguridad pública, para extraditarlo a la ONU Los rumores sobre la animadversión de Marta hacia Aguilar Zinser no se hicieron esperar Luego fue Carlos Rojas, aquel de quien se dijo salió de Los Pinos a causa del toallagate Un tercero fue Jorge Castañeda, quien tenía diferencias con la primera dama, y la lista en el área de Comunicación Social, donde estuvo inicialmente Marta Sahagún, es aún mayor Después de ella estuvo Juan Ignacio Zavala y luego Rodolfo Elizondo Cerca de las oficinas de éstos, en el área de Imagen de la Presidencia, Santiago Pando, el creador del eslogan "Hoy, hoy, hoy", que tantos votos le dieron a Fox, optó también por dejar el cargo a causa de sus diferencias con la primera dama Y qué decir de Felipe Calderón, exsecretario de Energía, quien sintió que Vicente Fox está siendo parcial en la carrera por la Presidencia y dando todo su apoyo a su mujer Durazo nunca encajó en el equipo foxista, pero logró mantenerse cuatro años al lado de quien debía ser el hombre más informado del país, pero quien al parecer sólo escucha el susurro de su mujer antes de tomar decisiones Si no, ¿cómo explicar la absurda respuesta de la Presidencia de la República a una pulcra carta de renuncia de 19 cuartillas de uno de los hombres más cercanos al presidente? Lo único destacable en la respuesta de tres párrafos de la Presidencia es que "no comparte los puntos de vista ni las razones" Primeras palabras que seguramente pronunció Marta Sahagún al leer el documento de 19 cuartillas donde ha quedado evidenciada ante la opinión pública Lo que todo mundo sabía: que desde el 2 de julio del 2000 el poder en México lo ha venido ejerciendo "la pareja presidencial" adquiere relieve cuando lo dice con todas sus letras uno de los hombres más cercanos del jefe del Ejecutivo, un hombre que ha vivido momentos cruciales para la vida del país y es todo menos un improvisado o resentido La carta de Alfonso Durazo es un llamado de atención, un "ya basta" como él mismo lo dice, y que pretende sacudir a un presidente de la República que no se ha sabido ni ha podido asumirse como hombre de Estado, pero por cuyas actuaciones --también como sostiene Durazo-- "se despeja cada día con mayor claridad la incógnita sobre cómo será su fin" El enrarecimiento del ambiente político al que ha llevado la sucesión adelantada, y permitida en buena medida por Vicente Fox, devela no sólo la incapacidad del presidente para llegar a acuerdos políticos con el Congreso, su necedad de armar espectáculos judiciales para vulnerar a un contrincante político como Andrés Manuel López Obrador, sino también el hartazgo de la gente que, desilusionada por la falta de "cambio", volvió su vista al PRI, y si alguien lo duda basta dar un vistazo a los resultados electorales del domingo anterior en Durango, Chihuahua y Zacatecas, donde el PAN simplemente dejó de existir

Comentarios