Venezuela, nido de las FARC y el ELN

domingo, 23 de enero de 2005
El conflicto entre Colombia y Venezuela desatado por la acción punitiva del primer país en territorio venezolano para capturar a un jefe guerrillero de las FARC se agudiza En este entorno de máxima tensión entre ambos países, reportes proporcionados a este semanario por cuerpos colombianos de inteligencia revelan los nombres de otros importantes jefes insurgentes que parecen moverse a sus anchas en Venezuela BOGOTÁ- En momentos en que el conflicto entre los gobiernos de Colombia y Venezuela, a raíz de la captura, en este último país, del guerrillero Rodrigo Granda por parte de fuerzas de seguridad colombianas se halla en un punto de máxima tensión, fuentes de inteligencia de esta capital confiaron a Proceso que, además de ese integrante de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), en territorio venezolano estarían ocultos otros jefes guerrilleros Según dichas fuentes, la lista la encabeza Raúl Reyes, y también se presume la presencia de Germán Briceño, alias Grannobles, hermano del jefe militar de las FARC, Jorge Briceño, más conocido como El Mono Jojoy Germán se habría refugiado en el país vecino luego de su presunta participación en el secuestro y asesinato, en marzo de 1999, de tres indigenistas estadunidenses, cuyos cuerpos fueron encontrados en Los Pájaros, municipalidad de La Victoria, Venezuela Un tercer miembro de las FARC, identificado como Rubén Zamora, a quien se le atribuye participación en el atentado contra el club El Nogal de Bogotá, que provocó la muerte de 33 personas, estaría igualmente en territorio venezolano, lo mismo que Andrés París, también de las FARC y quien, según denunció el año pasado el senador colombiano Jimmy Chamorro, se refugió en el país fronterizo con el consentimiento de sus autoridades Las fuentes consultadas por la corresponsal señalan que otros guerrilleros que podrían figurar en la lista son Iván Márquez, de las FARC; Antonio García, dirigente del Ejército de Liberación Nacional (ELN), y Milton Hernández, "canciller" de esta misma organización insurgente El caso Granda Las presuntas irregularidades en la captura de Rodrigo Granda, integrante de las FARC, conocido como El Canciller por su labor diplomática dentro de esa organización guerrillera, generaron el más fuerte enfrentamiento entre los gobiernos de Colombia y Venezuela en los últimos 20 años De acuerdo con las investigaciones adelantadas a este semanario por autoridades de Venezuela, Granda fue capturado en una cafetería de Caracas el 13 de diciembre de 2004 por policías del vecino país y posteriormente trasladado a Cúcuta No obstante, según las autoridades de Colombia, la detención se llevó a cabo el pasado 14 de diciembre en dicha ciudad fronteriza Ante esta situación, Venezuela acusa al gobierno colombiano de haber violado su soberanía, y Colombia le reclama a aquel país su tolerancia con la guerrilla El conflicto se desató el pasado 6 de enero, cuando el ministro del Interior de Venezuela, Jesse Chacón, aseguró que su gobierno tenía sólidos indicios de que El Canciller había sido "plagiado" en su país Al día siguiente, el presidente de Colombia, Álvaro Uribe, dijo que las autoridades colombianas habían capturado a Granda en Cúcuta El 9 de enero, su homólogo venezolano, Hugo Chávez, acusó a las autoridades del otro país por participar en el "secuestro" de Granda en su territorio e implicó a la policía de Colombia en el caso El miércoles 12, el ministro de Defensa de Colombia, Jorge Alberto Uribe, aceptó que su gobierno había pagado una recompensa por información para dar con el guerrillero La declaración desató la ira del vicepresidente venezolano, José Vicente Rangel, quien dijo que Colombia incurrió en un soborno Uribe Vélez, por su parte, argumentó que el sistema de recompensas es una práctica común en su país y que continuará utilizándolo para ubicar "terroristas" en cualquier lugar del mundo Con este incidente, afloró de nuevo un reclamo frecuente de Colombia ante lo que considera "permisividad" de Chávez con la guerrilla colombiana De acuerdo con información obtenida por Proceso, el presidente colombiano intentará demostrar -con base en una carta de Interpol de enero de 2004 que circuló por las instituciones policiacas de Sudamérica, incluyendo las de Venezuela- que Colombia pidió a los gobiernos que le informaran sobre la eventual presencia de Rodrigo Granda en sus territorios Analistas colombianos consideran que Uribe Vélez debe explicar por qué, si sabía de la presencia de Granda en Venezuela, no hizo la solicitud formal de su entrega a las autoridades venezolanas, en tanto que Colombia tendrá que comprobar que el pago de una recompensa fue a cambio de información y no de una captura, lo que resultaría ilegal Los informes de inteligencia obtenidos por Proceso sostienen que numerosos cuadros de la guerrilla colombiana se refugian en la zona este de la serranía venezolana del Perijá, entre Guasarek, en el estado Zulia y Río de Oro, en el estado Táchira, en donde los insurgentes han creado varios corredores de movilidad Se habla de la presencia ahí del Bloque Caribe, al mando de Iván Márquez, y se reportan indicios sobre visitas en ese lugar de Raúl Reyes y otros miembros del secretariado de las FARC Las FARC también tendrían campamentos en el parque nacional El Tama, localizado en el extremo sur occidental de Venezuela, entre los estados Táchira y Apure, así como en la reserva forestal de Ticoporo, ubicada en el estado Barinas El año pasado, un grupo de periodistas descubrió un campamento de la columna móvil "Arturo Ruiz" de las FARC a 35 minutos del caserío El Milagro A su vez, la agencia noticiosa AFP detectó la presencia de 19 campamentos guerrilleros -15 de las FARC y 4 del ELN- en la zona fronteriza Así mismo, según pudo conocer Proceso, en la línea fronteriza se estarían llevando a cabo acciones coordinadas entre las FARC y el ELN

Comentarios