Frena la UNESCO el optimismo del IV Foro Mundial del Agua

jueves, 23 de marzo de 2006
* Declara al agua un derecho humano fundamental * Virtual espaldarazo a las delegaciones de Bolivia y Venezuela México, D F, 22 de marzo (apro)? Al término del IV Foro Mundial del Agua, los 140 países asistentes se comprometieron, por unanimidad, a dar seguimiento a los convenios internacionales previos Entre éstos destaca el programa Metas del milenio, cuyo cometido es disminuir en un 50% el número de personas sin acceso al agua potable y saneamiento de aquí al 2015 Si bien los participantes no lograron el consenso para incorporar en la declaratoria final el tema del agua como un derecho humano, lo que obligó a las delegaciones de Bolivia, Venezuela y Cuba a elaborar un documento anexo, el director general de la Organización de las Naciones Unidad para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO), Koichiro Matsuura, llamó a todos los países a considerar al agua no sólo como una mercancía sino como un derecho humano En contraste con las declaraciones oficiales de los asistentes al IV Foro, Matsuura exhortó a los asistentes a considerar también los aspectos culturales y no sólo el recurso hídrico; y dijo que el acceso al agua "es un derecho humano fundamental de todas las personas Y es que en este Día Mundial del Agua, el propio secretario general de la ONU, Kofi Annan, presentó un informe en el que declaró que el decenio 2005?20015 estará dedicado a "El agua, fuente de vida" Se trata de un plan interinstitucional detallado para tratar las cuestiones relativas al agua y al saneamiento e incluye mecanismos para interactuar con interesados que no pertenecen al sistema de las Naciones Unidas La declaración de la UNESCO dio un espaldarazo a los países que desde el principio del IV Foro se negaron a seguir las directrices del Consejo Mundial del Agua, e incluso denunciaron los intentos de los gobiernos por privatizar los servicios para beneficiar a trasnacionales, así como negarse a discutir acerca de los temas críticos que reflejan las verdaderas necesidades de la sociedad Los organizadores del llamado por los organizadores el "Foro de la tolerancia" destacaron, por su parte, que uno de sus grandes logros fue el financiamiento pactado por países desarrollados a favor de naciones pobres para que mejoren sus servicios de abasto de agua potable y saneamiento en regiones marginadas Incluso informaron que Estambul, Turquía, será la sede del V Foro Mundial del Agua en 2009, en tanto que España buscará realizarlo en 2012 Y se defendieron de los ataques de sus detractores: "Son visiones desagradables, aquellas que opinan que este Foro no es útil y que solamente es usado por capitales privados para adueñarse de espacios e inversiones en temas vinculados al agua "No existe la privatización del agua, lo que existe son relaciones entre las ciudades y las empresas privadas En este foro hubo empresas, ONG, gobiernos, parlamentarios, de todo y quiero enviar un mensaje a Venezuela (junto a Colombia) para decirles que aquí todos trabajamos en forma conjunta y no me parece correcto que, cuando hay una reunión en Caracas, todo está bien, pero cuando es en otro lado, no", fustigó Louic Fouchon, presidente del Consejo Mundial del Agua, en la conferencia de prensa posterior a la clausura, cuando ya se sabía del pronunciamiento de la UNESCO Mutsuyoshi Nishimura, exembajador de Japón en México y titular de la legación de Japón para asuntos de Medio Ambiente Global, rechazó que estos foros no generen resultados Recordó que su país aporta anualmente más de un billón de dólares al año para proyectos de agua y saneamiento en comunidades marginales, pero enfatizó que el gran problema está en la falta de capacitación de las regiones para ejercer dichos recursos Dijo que el problema más serio es la falta de capacitación de la gente y que cuando ello ocurra, podrán esperarse mejores resultados en la captación de esos recursos con los consecuentes resultados Finalmente, después de la declaración final y de la conferencia de los organizadores, quedó el exhorto del director de la UNESCO a todos los países de atender el llamamiento, que tiene valor moral, de considerar al agua como un derecho humano