Exoneran a PEMEX de tragedia en Usumacinta

sábado, 1 de noviembre de 2008
MÉXICO, D F, 31 de octubre (apro)- La suma de errores humanos fue la causa del accidente en la plataforma petrolera Usumacinta el 23 de octubre de 2007, en el que perdieron la vida 22 trabajadores A esa conclusión llegó la Comisión Especial Independiente que encabeza el premio Nobel, Mario Molina, quien precisó que los trabajadores ?la mayoría de ellos subcontratados--, fallecieron porque abrieron las escotillas de las mandarinas que utilizaron para desalojar la plataforma Además, dijo que durante la contingencia prevaleció el desorden y el pánico Según el experto, los trabajadores "habrían mantenido la vida si hubieran mantenido las escotillas cerradas de las mandarinas Fue un error abrirlas" Durante la presentación de los resultados de la investigación, Molina atribuyó también parte de responsabilidad a la empresa Petróleos Mexicanos Comentó que la paraestatal no tenía establecido un protocolo de seguridad y operación de las mandarinas para que fueran utilizadas con éxito También reveló que la empresa careció de información meteorológica suficiente para tomar las precauciones necesarias Sostuvo que si la información hubiera sido precisa para estimar correctamente las condiciones de viento y oleaje, se hubiera desalojado la zona inmediatamente Ingeniero químico de profesión, Molina precisó que se realizaron consultas a expertos internacionales sobre los lineamientos de operación de las plataformas y en ningún caso se ha presentado un accidente de estas dimensiones, por lo que se sienta un precedente para modificar protocolos a nivel internacional Y urgió a las autoridades a capacitar a todo el personal para evitar que se vuelva a presentar una situación como la ocurrida el 23 de octubre de 2007

Comentarios