RSF exige atender casos de agresión a periodistas

miércoles, 6 de febrero de 2008
* Destaca un autoexilio, un atentado y una incursión al domicilio de una comunicadora México, D F, 5 de febrero (apro)- Reporteros sin Fronteras (RSF) emplazó a las autoridades mexicanas a investigar los casos de tres comunicadores que han sido víctimas de amenazas --uno de los cuales tuvo que abandonar el país--, y que, en su opinión, reflejan la vulnerabilidad en que se encuentran actualmente los comunicadores nacionales El organismo promotor de los derechos humanos manifestó su especial preocupación por el caso de Carlos Huerta Muñoz, del diario Norte de Ciudad Juárez, Chihuahua, que se vio obligado a salir del país luego de recibir amenazas de muerte el pasado 30 de enero Al día siguiente de las advertencias, la dirección del periódico decidió limitar al máximo la publicación de investigaciones sobre el tráfico de drogas y atenerse sólo a la información oficial sobre el tema RSF destacó también el atentado a balazos contra Octavio Soto Torres, director del diario Voces de Veracruz, ocurrido el 23 de enero en Pánuco Deploró por igual el cateo llevado a cabo el 27 de enero en el domicilio de Cecilia Vargas Simón, del diario La Verdad del Sureste en Villahermosa, Tabasco Reporteros sin Fronteras se preguntó si con la marcha de Carlos Huerta Muñoz, los periodistas mexicanos ¿van a tener que imitar a sus colegas colombianos, obligados a abandonar el país o su región? Huerta Muñoz recibió amenazas telefónicas desde Sonora de un presunto miembro de "La Federación", una agrupación de cárteles de la droga Advertencias similares recibieron algunos medios locales, como el Diario de Juárez y el Canal 44 Pero a pesar de la protección policial que le concedieron, Carlos Huerta decidió macharse de México con su familia, según el Centro de Periodismo y Etica Pública (Cepet), organización mexicana de defensa de la libertad de prensa El director de Norte de Ciudad Juárez, Alfredo Quijano, reveló a Reporteros sin Fronteras que el periodista había rechazado la protección que le ofrecieron Alfredo Quijano ha justificado también la decisión del periódico de autocensurarse: "Si seguimos publicando investigaciones sobre el crimen organizado, ponemos en riesgo al personal" Otros dos diarios regionales han adoptado ya esa línea de conducta: El Imparcial de Hermosillo, Sonora, luego de la desaparición de Alfredo Jiménez Mota el 2 de abril de 2005, y El Mañana de Nuevo Laredo, Tamaulipas, cuya redacción fue ametrallada el 6 de febrero de 2006 Apenas el 23 de enero pasado el director del diario Voces de Veracruz, Octavio Soto Torres, resultó levemente herido en un ataque armado cuando se dirigía en auto, acompañado de su hijo de 16 años, al lugar de un accidente de carretera Tres sicarios los siguieron en un vehículo y abrieron fuego contra ellos, causando al periodista rasguños en la cabeza Soto Torres dijo a Reporteros sin Fronteras que el atentado podría estar relacionado con sus críticas a líderes de cañeros y sus tensas relaciones con algunos funcionarios municipales En diez años el periodista ha sufrido siete ataques similares Finalmente, Cecilia Vargas Simón, de La Verdad del Sureste, recibió el 27 de enero amenazas de muerte en su teléfono móvil "Ha recibido el mensaje que hemos dejado en su casa Deje de escribir No intente buscarnos", le advirtió su interlocutor Pocas horas antes de la llamada registraron el domicilio de la reportera en Villahermosa, sin robarle nada Cecilia Vargas ya se ha visto intimidada en otras ocasiones, a causa de sus artículos periodísticos

Comentarios