Censura PRD reanudación de relaciones diplomáticas México-Honduras

lunes, 2 de agosto de 2010

MÉXICO, D.F., 2 de agosto (apro).- El Partido de la Revolución Democrática (PRD), que encabeza Jesús Ortega, lamentó la decisión del gobierno de Felipe Calderón de normalizar las relaciones diplomáticas con el gobierno de Honduras.

En un comunicado, el PRD criticó el hecho de que se instruyera al embajador de México acreditado en el país centroamericano, Tarcisio Navarrete, a regresar a Tegucigalpa y reanudar sus funciones diplomáticas.

“Discrepamos con la opinión de la Secretaría de Relaciones Exteriores, en el sentido de que el informe presentado por la Comisión de Alto Nivel (CAN) –creada por la Asamblea General de la Organización de Estados Americanos (OEA) para analizar la situación en Honduras– refleja avances significativos por parte del gobierno y de otros actores hondureños para atender los principales problemas derivados del golpe de Estado que tuvo lugar en Honduras el 28 de junio de 2009”, se lee en el texto.

Asimismo, el PRD rechaza que en Honduras exista realmente un escenario para el entendimiento y la reconciliación ciudadana mediante el diálogo político y la protección de los derechos humanos.

De acuerdo con el documento, todavía persisten las amenazas y hostigamiento contra defensores de derechos humanos, periodistas, comunicadores sociales, maestros y miembros del Frente Nacional de Resistencia Popular.

Y destaca que las violaciones a los derechos humanos, incluyendo las verificadas por la CIDH y la Oficina del Alto Comisionado para los Derechos Humanos de la ONU, siguen impunes.

Sin embargo, resalta el hecho de que la Comisión recomiende, “por otro lado”, poner  fin a los juicios iniciados durante el régimen de facto en contra del expresidente Manuel Zelaya y sus colaboradores, de conformidad con la legislación de Honduras.

Comentarios