Segob tiene miedo de denunciar a legionarios de Cristo: Álvarez Icaza

miércoles, 8 de septiembre de 2010

MÉXICO, D.F., 8 de septiembre (apro).- El expresidente de la Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal, Emilio Álvarez Icaza, afirmó que pese a las denuncias sistemáticas contra los Legionarios de Cristo por abusos sexuales contra menores de edad, “la Secretaría de Gobernación tiene miedo de emprender una investigación contra esa congregación católica”.
El actual director del Centro Nacional de Comunicación Social (Cencos) e integrante de la Red de Sobrevivientes de Abuso Sexual por Sacerdotes (SNAP, por sus siglas en inglés) preguntó:
“Si ya hemos visto que hay tantas denuncias contra los Legionarios, ¿qué espera entonces la Secretaría de Gobernación para intervenir y cancelarles su registro?”.
Hay, agregó, denuncias “eficientes y suficientes” para hacerle una “auditoría” a la Legión de Cristo.
Mientras eso no se haga, dijo, no se hace efectiva la reforma penal recién aprobada, en la cual se tipifica el delito de pederastia.
Icaza y el abogado José Bonilla, otro miembro de SNAP, indicaron que esta reforma, publicada en el Diario Oficial de la Federación el pasado 19 de agosto, también “permanece sin efecto por falta de recursos”.
Bonilla, quien en los últimos años ha emprendido procesos legales contra los Legionarios de Cristo y fue uno de los principales impulsores de la reforma, aseguró que en México hay alrededor de 8 millones de menores que son víctimas de abusos sexuales.
Por separado, Claudia Cruz, del Instituto de Acción Ciudadana para la Justicia y la Democracia, urgió a la Cámara de Diputados para que, en la próxima planeación presupuestaria, destine al menos 30 millones de pesos para empezar a instrumentar dicha reforma penal.