Posponen diputados una vez más debate sobre Ley de Ingresos

martes, 18 de octubre de 2011
MÉXICO, D.F. (apro).- Ante la falta de acuerdo entre PRI y gobierno federal por los ingresos para el próximo año, la Comisión de Hacienda de la Cámara de Diputados suspendió este martes la reunión y trasladó la negociación a la Secretaría de Hacienda, ello a sólo dos días de que venza el plazo para aprobar la Ley de Ingresos 2012. El lunes 17, la comisión aprobó la Ley de Derechos acordando iniciar la discusión de la Ley de Ingresos para este martes por la mañana; sin detallar el motivo, el encuentro se suspendió y se trasladó para las seis de la tarde, pero tampoco se realizó el debate. Y mientras los diputados de todos los partidos de la Comisión de Hacienda se mantenían en un impasse, los coordinadores parlamentarios de PRI, PAN y PRD salieron de San Lázaro para discutir con los funcionarios e Hacienda un posible acuerdo. Por separado, el secretario de Hacienda, José Antonio Meade, se mantenía en comunicación con el Ejecutivo federal, y finalmente decidió que no se podía realizar el encuentro de la Comisión de Hacienda debido a las exigencias del PRI. El problema inició cuando el PRI pidió el lunes pasado revisar el marco macroeconómico para 2011, que se refiere a la fijación de estimaciones sobre tipo de cambio, déficit, porcentaje de crecimiento, recaudación del IVA y precio del barril de petróleo. La pretensión del PRI de cambiar todas estas variables se debe a que quieren una redistribución de 120 mil millones de pesos para los estados. El Revolucionario Institucional considera que “la Ley de Ingresos que entregó el Ejecutivo federal viene subestimada”, por lo que intentan modificar todas las variables de ingresos. Por ejemplo, el gobierno federal propone un déficit de 0.3% y el PRI lo quiere subir al 0.5%, y “con esto se percibirían 45 mil millones de pesos más”. El crecimiento el gobierno lo estima en 3.5% y el PRI quiere fijarlo en 3.6%, con el fin de obtener unos 8 mil millones de pesos adicionales. Al precio del barril que se propuso de 84.9 dólares, el PRI le sube un dólar, con lo que se tendrían 6 mil millones de pesos más. Y el tipo de cambio peso-dólar se estima en 12.02, y el tricolor lo aumenta a 12.80 pesos por dólar. Todo ello, más un ajuste en la recaudación del IVA, le da al PRI ingresos adicionales por 70 mil millones de pesos; el resto, para llegar a los 120 mil millones, los obtendría de una reasignación en las partidas del Presupuesto de Egresos. En la Secretaría de Hacienda se consideró este martes 18 que lo que pretende el PRI es “dinero de papel, que no es real”. Los funcionarios, quienes se han mantenido en comunicación con diputados de otros partidos, entre ellos el petista Mario Di Costanzo, han establecido que en otros años se podían hacer ese tipo de movimientos, pero que ahora, debido a la inestabilidad económica que priva en todo el mundo, no se pueden hacer esas modificaciones. Incluso, han considerado que si se hace un cambio, éste tendría que ser a la baja y no al alza. A su vez, el PT presentará, como propuesta para aumentar los ingresos, modificar la plataforma de exportación. Según el legislador, justamente esta área es la que sí aparece subestimada; por ejemplo, el año más bajo de importación, el gobierno lo calculó en un crecimiento de 1.22%, que fue en 2009, en tanto que para el 2012 lo esté estableciendo en 1.16%; “el promedio es de 1.31 y en eso se debe establecer, lo cual daría ingresos adicionales por 53 mil millones de pesos”. Además, “incluir los ingresos por 10 mil millones de pesos por cobro de peaje en carreteras en la Ley de Ingresos, y no en un fondo federal, que es como aparece en la propuesta el gobierno”.