Narcoamenazas obligan a renunciar a 28 médicos del IMSS de Coahuila

viernes, 21 de octubre de 2011
MÉXICO, D.F. (apro).- Debido a las amenazas que han recibido por parte de la delincuencia organizada, al menos 28 médicos han renunciado a sus puestos en clínicas y hospitales del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Coahuila, informó el delegado estatal José Luis Dávila Flores. “Algunos médicos han visto afectada su seguridad, sobre todo en el área de Piedras Negras, en Acuña; ha habido médicos que han decidido emigrar del Instituto, pero es una cosa que así estamos viviendo con esta situación difícil y así tenemos que soportarla”, dijo. En conferencia de prensa, el funcionario afirmó que el IMSS refuerza la vigilancia en las 243 unidades médicas con seguridad privada. No obstante, dijo, la situación por la inseguridad es grave y “tenemos que seguir proporcionando atención médica y no por hacer labor de vigilancia la vamos a descuidar, ya que es una función que no nos corresponde”. Admitió que no ha hecho una petición al Ejército para que haya presencia de militares en las clínicas y hospitales del IMSS, pues eso le ocasionaría una carga extra: “se podrían dejar otras zonas donde realmente es necesaria la vigilancia”. Dávila Flores señaló que a la institución lo que le corresponde es brindar atención médica y seguridad social. “Como dice el dicho: ‘zapatero a tus zapatos’, ya que cada quien hace lo que le corresponde hacer”, subrayó. Al referirse a la renuncia de sus colegas dijo que, en efecto, decidieron retirarse por la inseguridad que priva en Ciudad Acuña y Piedras Negras, en el norte de la entidad. Con esas dimisiones en las regiones centro y norte las especialidades más afectadas son urología, cardiología, traumatología y neurología. El delegado del IMSS dijo que el jueves habló con el líder del Sindicato de Trabajadores del Seguro Social, Miguel Ángel Trujillo, para buscar un “intercambio de ideas” y solucionar el problema de la falta de médicos.