Mexicanos residentes en Alemania alistan marchas por la paz en México

lunes, 2 de mayo de 2011

BERLÍN, 2 de mayo (apro).- Mexicanos residentes en Berlín, Hamburgo y Frankfurt alistan movilizaciones en solidaridad con la marcha por la paz y la justicia que culminará el próximo domingo 8 de mayo en el Zócalo del Distrito Federal.
En la capital alemana, un numeroso grupo de mexicanos y berlineses, a través de las redes sociales como Facebook, hizo pública una Declaración de principios, documento que luego de la marcha del próximo domingo será entregado al embajador de México en Alemania, Francisco González Díaz.
En el texto --dirigido al pueblo y a las autoridades de México, así como a organismos internacionales-- se reivindica el derecho de los ciudadanos mexicanos que viven en el extranjero a participar, en la medida de sus posibilidades, de la vida pública nacional y exigir al Estado mexicano el diseño de políticas y estrategias que no sólo combatan al crimen organizado, sino que también resuelvan los problemas que dan origen y fortalecen al narcotráfico.
Entre otras acciones, exigen "la reestructuración del tejido social, persecución de las cuentas privadas de los criminales, combate a la corrupción en todos los niveles de gobierno, así como la depuración de las instituciones judiciales, policiacas y militares".
Los activistas en Berlín también se plantean como objetivos "valorar la vida de los más de 40 mil fallecidos en el marco de la 'guerra contra el narcotráfico', y exigir un sistema de implantación de justicia expedito, honrado, eficiente y respetuoso de los derechos humanos”.
Además, el “esclarecimiento de cada uno de los asesinatos cometidos tanto por el crimen organizado como el Ejército mexicano, así como exhortar a las entidades gubernamentales a trabajar en conjunto con organismos internacionales en el diseño de políticas públicas que ataquen el problema de la violencia, no sólo en lo reactivo sino en lo preventivo".
Advierten que mientras “no veamos una respuesta clara de todos los actores del Estado frente a la crisis que atraviesa el país, seguiremos exigiendo la transformación de la vida pública mexicana y haremos lo posible para situar la actualidad mexicana como tema prioritario de los organismos internacionales de protección a los derechos humanos, con el fin de fortalecer el trabajo de las organizaciones mexicanas preocupadas en el asunto. Haremos pues valer desde el extranjero, con pensamiento y acción, nuestra propia ciudadanía".
En el caso de Berlin, la marcha partirá del monumento a la Victoria a la emblemática Puerta de Brandemburgo.
Los organizadores, cuyo movimiento ha crecido notablemente en sólo un par de semanas a través de las redes sociales y se relaciona ya con otros en el interior de Alemania, España, Francia y Estados Unidos, tienen planeado efectuar en ese punto un performance, con el fin de dar a conocer entre los habitantes de Berlín la situación actual en México.