Se jacta Calderón por reducción en 60% de homicidios en Juárez

sábado, 21 de mayo de 2011

CIUDAD JUÁREZ, Chih., 20 de mayo (apro).- Después de asegurar que “México necesita ver a Ciudad Juárez unida y esperanzada”, y sostener que sigue el camino correcto en materia de seguridad, ya que se ha logrado disminuir hasta en 60% los homicidios en esta frontera, el presidente Felipe Calderón concluyó su primer día de actividades en la gira que realiza en este municipio.
Bajo un virtual sitio, con cientos de soldados y policías con armamento de ataque y vehículos militares apostados en el primer cuadro de la ciudad, Calderón inauguró esta noche el Museo de la Revolución en la Frontera (Muref).
Desde la mañana, las barricadas metálicas impidieron el paso a vehículos y la circulación de peatones en la zona, donde el presidente sostuvo un encuentro con autoridades locales, encabezadas por el gobernador César Duarte.
Incluso, el operativo se extendió a la zona sur y norte de Juárez, así como al área aledaña al centro de convenciones Pronaf, donde se ubican bares, restaurantes y tiendas comerciales, lo que generó la molestia de los transeúntes, quines consideraron excesivo el despliegue de seguridad.
Ya en la inauguración del Museo, el Ejecutivo federal dijo que los mexicanos necesitan a los juarenses de pie y avanzando a su futuro, y por ello se trabaja en todos los rubros para recuperar el tejido social.
Calderón Hinojosa aseguró que Juárez es un referente nacional, no sólo en materia de historia y cultura, sino además es un claro ejemplo del desarrollo, por lo cual –ofreció-- pronto le será devuelta la tranquilidad.
El Muref se aloja en el antiguo edificio de la exAduana Fronteriza, sitio donde se entrevistaron los presidentes Porfirio Díaz y William Taft, meses ante de que estallara el movimiento revolucionario, y se ubica en el centro histórico de Ciudad Juárez, aproximadamente a diez calles del puente internacional Paso del Norte.
El presidente llegó a las tres de la tarde de este viernes a la frontera chihuahuense, en donde además de participar en las actividades conmemorativas, sostuvo una reunión de seguridad en el aeropuerto de esta localidad.
Posteriormente, se dirigió al relleno sanitario, donde inauguró una planta procesadora de energía. Aquí fue donde presumió que en el municipio de Juárez se han logrado reducir los homicidios hasta en 60%.
Calderón dijo que hubo meses en los que se llegaron a registrar hasta más de 400 asesinatos en esta ciudad, mientras que al mes de abril pasado la cifra descendió a 166. “No es suficiente”, admitió, pero se están logrando avances importantes, señaló.
Señaló que de un promedio de once homicidios que se cometían por día, y hace meses en los que llegaron a tener picos de hasta 30 asesinatos en una sola jornada, hoy se ha disminuido a cuatro muertes.
En la continuación de su agenda, el presidente recorrió la colonia Anapra, una de las zonas con mayor índice de pobreza localizada al poniente de Juárez, para posteriormente dirigirse al Muref.
Las actividades de Calderón continuarán este sábado 21, con su participación en una sesión solemne del Congreso local y, posteriormente, formará parte del palco de honor del desfile conmemorativo por el centenario de la toma de Ciudad Juárez.

Comentarios