Admite EU que los cárteles corrompieron a sus agentes fronterizos

jueves, 9 de junio de 2011
WASHINGTON, 9 de junio (apro) – El gobierno del presidente Barack Obama admitió ante el Congreso federal que los cárteles del narcotráfico de México han logrado corromper a sus agentes fronterizos, quienes incluso colaboran para facilitar el trafico de narcóticos. Ante el Subcomité de Desastres y Asuntos Intergubernamentales de la Cámara de Senadores, funcionarios del Departamento de Seguridad Interior reconocieron que la corrupción por narcotráfico entre los agentes fronterizos estadunidenses es consecuencia de la fuerte presión “militarizada” que ejerce el gobierno mexicano sobre las organizaciones del crimen organizado. “En base a reportes del gobierno, cárteles del narcotráfico como el de Los Zetas están involucrados en acciones de corrupción sistemática para el tráfico de drogas y de persona”, declaroó en la sesión legislativa Charles Edwards, el inspector general interino del Departamento de Seguridad Interior. Edwards enfatizó que el corromper a los agentes fronterizos de Estados Unidos es una parte integral de la estrategia de los cárteles del narcotráfico mexicano, mas allá de las tácticas tradicionales que utilizan para el trasiego de las drogas al territorio estadunidense. En la misma sesión legislativa, Alan Bersin, director de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP, por sus siglas en ingles), señaló que todos, los mas de 60 agentes fronterizos que tiene Estados Unidos desplegados en la frontera con México, son potencialmente vulnerables a la corrupción por narcotráfico ya que los cárteles buscan comprarlos para consolidar su negocio ilícito. De hecho, Bersin explicó a los senadores que desde 2004 a la fecha 127 agentes fronterizos han sido acusados por corrupción, en  delitos derivados que van desde tráfico de drogas, de personas, lavado de dinero y tráfico de armas, entre otros. Lo que acotó Bersin a los congresistas fue que en el ultimo año, 24 agentes fronterizos se integraron a la lista de personal comprado por los carteles del narcotráfico mexicano. “La realidad que los empleados de CBP han sido y serán blanco de organizaciones criminales”, subrayó Bersin en la audiencia. La corrupción por narcotráfico de agentes aduanales y de la patrulla fronteriza de Estados Unidos no es un tema nuevo, la prensa estadunidense y mexicana ha reportado ampliamente los casos que se han registrado en este sentido en los últimos años, lo sobresaliente de esta audiencia es que el Departamento de Seguridad Interior admite esta realidad, y acepta que ahora los carteles del narcotráfico mexicano, como el de Los Zetas, han hecho de esto uno de sus principales objetivos y puntos cruciales para sus proyectos de trasiego de droga, tráfico de personas, de dinero y para el lavado de dinero. Edwards anotó que precisamente ante el fortalecimiento de la vigilancia de la frontera de Estados Unidos, los cárteles de la droga se han violentado más, como parte de su estrategia de intimidación, y también por su frustración por no lograr comprar a los agentes fronterizos que quisieran. “Los agentes de la patrulla fronteriza son los blancos mas obvios junto con los agentes de la CBP, y los mas difíciles de corromper son los empleados con acceso a información de inteligencia y política”, agregó Edwards ante los senadores. El Departamento de Seguridad Interior explicó en la sesión legislativa que CBP tuvo un aumento de casi 300 investigaciones sobre casos de corrupción. En el año fiscal 2010 se registraron 870 casos de investigación por corrupción y en ese mismo periodo se presentaron 4 mil 162 quejas por la misma causa.