Sobrevivientes de Acteal se deslindan de la demanda contra Zedillo

jueves, 22 de septiembre de 2011
TUXTLA GUTIÉRREZ, Chis. (apro).- Indígenas, familiares y sobrevivientes de la masacre de Acteal, en Chiapas, agrupados en la organización civil Las Abejas, se deslindaron de la denuncia en contra de Ernesto Zedillo, y negaron que hayan contratado un despacho de abogados en Estados Unidos para litigar contra el expresidente. Consideraron que la información difundida tiene como objetivo “manipular” la memoria de las 47 personas, la mayoría mujeres, niños y ancianos, que murieron emboscados el 22 de diciembre de 1997, en Acteal, municipio de Chenalhó, “con fines político-electorales”. En su tradicional comunicado que cada día 22 difunde, la organización aseguró que la demanda contra Zedillo –en un tribunal federal de Connecticut en Estados Unidos– “no proviene de Las Abejas”. Recordó que la demanda “no corresponde a la forma de actuar de los sobrevivientes” de la masacre; y dejó en claro que Las Abejas es la única organización que representa a los sobrevivientes. La organización señaló también que el único representante legal autorizado por los sobrevivientes es el Centro de Derechos Humanos Fray Bartolomé de Las Casas. Apoyados por este centro, Las Abejas han llevado el caso ante las instancias legales correspondientes en México y, una vez que éstas se han agotado en el país, ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH). “A diferencia de la demanda presentada por alguien desconocido en una corte de Estados Unidos, nuestra demanda no se centra en obtener dinero, sino en la exigencia de justicia y de poner un alto a la impunidad. Además, también a diferencia de esa demanda, Las Abejas nunca hemos actuado anónimamente. Siempre hemos dado la cara, nos hemos enfrentado en los careos a los asesinos de nuestros familiares, hemos corrido el riesgo de sufrir las represalias de los paramilitares que viven en nuestras mismas comunidades y que han sido identificados por nosotros”, subrayó la organización. En el documento firmado por los miembros de la mesa directiva actual del grupo: Mariano Pérez Vázquez, Juan Vázquez Luna, José Ramón Vázquez Entzín, Victorio Pérez Paciencia y Mariano Pérez Sántiz, Las Abejas calificaron de “ridícula y muy sospechosa” la pretensión del despacho de abogados de ocultar la identidad de los 10 presuntos indígenas que supuestamente lo animaron a realizar tal demanda “por temor a las represalias que puedan sufrir”. “Los nombres de las víctimas, de sus familiares y de quienes hemos luchado por que se les haga justicia son totalmente públicos, están en las publicaciones del Frayba y aparecen en incontables páginas de internet. Si nosotros no nos hemos escondido estando en Chiapas, no es nada lógico que algunos se escondan cuando actúan desde otro país”, destacó. Según Las Abejas, “existen fuertes elementos para suponer que la memoria de los mártires de Acteal está siendo manipulada con fines político-electorales y también económicos, totalmente ajenos a la organización”, a la que pertenecían los 45 masacrados. El grupo hizo notar que la demanda no fue presentada por alguna organización defensora de los derechos humanos, sino por un despacho de abogados “que acostumbra defender a banqueros y grandes corporaciones”. “Es evidente que ni Las Abejas ni ningún indígena tzotzil tiene dinero para pagar los enormes gastos que implica contratar ese tipo de licenciados. A reserva de investigar quiénes son ésos que, ocultos en el anonimato, se han prestado a esta manipulación de la memoria de nuestros mártires, podemos afirmar con toda seguridad que ninguna familia de las directamente afectadas por la masacre corresponde a las características de la familia que esos licenciados presentan como demandantes contra Zedillo. Por lo tanto, no son los intereses de los sobrevivientes, sino otros intereses los que se están moviendo detrás de esa demanda”, ratificó. Sin embargo, consideró “positivo” que Ernesto Zedillo “y sus cómplices” sean juzgados en un tribunal por los crímenes cometidos en Acteal. “La verdad y la justicia tienen que salir a la luz tarde o temprano aunque parezca que el motivo inmediato no sea la lucha de los oprimidos, sino los conflictos intercomunitarios de los poderosos y sus partidos. Sin embargo, es necesario no confundir la cizaña con la buena semilla ni las versiones parciales y sesgadas con la verdad completa”, concluyeron.

Comentarios