Director de Legionarios encubrió doble vida de sacerdote

martes, 22 de mayo de 2012
MÉXICO, D.F., (apro).— Álvaro Corcuera, director de los Legionarios de Cristo, admitió haber encubierto al sacerdote estadounidense Thomas Williams, pues supo que éste tenía un hijo y aun así le permitió seguir con sus actividades dentro de la congregación religiosa. A través de una carta dirigida a los miembros de la Legión, Corcuera precisó que desde antes de 2005 se enteró que Williams tenía ese hijo y no hizo nada para impedir que este teólogo continuara predicando sobre moral en los seminarios y en los programas televisivos que lo hicieron famoso en Estados Unidos. Autor de 14 libros y de numerosos discursos sobre ética, Thomas Williams escondió así su paternidad durante años gracias a la protección de la cúpula de los Legionarios, que ahora admite el propio Corcuera, cuyo liderazgo en la congregación religiosa queda en entredicho. La semana pasada, después de que la agencia The Associated Press lo acusó de llevar una doble vida, Williams se vio obligado a admitir su paternidad. Luego del escándalo, señaló que sus superiores le pidieron mantener un bajo perfil para atemperar el escándalo. Hasta el momento, Williams no ha revelado quién es la madre de su hijo, ni tampoco si le ha dado apoyo económico  para su manutención y educación. El caso Williams de inmediato se ligó al del fundador de los Legionarios, Marcial Maciel, quien también se hacía pasar como un modelo de santidad siendo que tenía hijos. En 2006, el Papa Benedicto XVI castigó a Maciel precisamente por llevar esta doble vida.  

Comentarios