PRI gana Jalisco; PAN cae al tercer lugar

lunes, 2 de julio de 2012
GUADALAJARA, Jal. (apro).- El candidato del PRI a la gubernatura, Jorge Aristóteles Sandoval, se perfila como virtual ganador de la contienda en esta entidad, mientras que el PAN se derrumbó al caer en tercer lugar. Aristóteles Sandoval supera con más de 10 puntos a Enrique Alfaro Ramírez, del Movimiento Ciudadano (MC), y de confirmarse esa tendencia terminará con tres sexenios de gobiernos panistas al hilo. Un voto de castigo al PAN luego de 18 años de bandazos, alianzas con organismos y personas de dudosa reputación y denuncias de corrupción, particularmente en la actual gestión encabezada por Emilio González Márquez, cuyo mayor sello característico fue la memorable mentada de madre a sus detractores en 2009. Aristóteles Sandoval, expresidente municipal de Guadalajara, habría triunfado pese a sus presuntas ligas con el narcotráfico y a llevar una vida regalada y superficial, según sus enemigos. No obstante la aparente ventaja del aspirante priista, el abanderado de MC, al cierre de la edición, no había reconocido el triunfo del priísta y afirmó que esperaría los resultados finales. Según las encuestas de salida, Aristóteles tendría un promedio mínimo de 37.5 y un máximo de 42%, contra 28.5 y 33.5% de Alfaro Ramírez. El panista Fernando Guzmán se ubica en tercer lugar, con un promedio de entre 17.5 y 22.5%. La empresa Proyecta, Mercadotecnia Aplicada, marcaba en su encuesta de salida 42.2% para Jorge Aristóteles; 31.1 para Alfaro Ramírez, y 20.1 para Guzmán Pérez. No obstante, Enrique Alfaro y su coordinador de campaña, Clemente Castañeda, destacaron que la encuestadora Instituto de Mercadotecnia y Opinión les daban un ligera ventaja sobre el priísta: 39.8 contra 38.5% de Aristóteles. Durante su campaña, Guzmán Pérez Peláez habló de “Judas y traiciones” dentro de su mismo partido, luego de que conociera que el propio gobernador lo dejara a su suerte. En el proceso electoral de hoy no se presentaron mayores incidentes, aunque Alfaro Ramírez denunció que los priístas se dedicaron a hacer llamadas a su nombre para supuestamente autopromoverse, por un lado, y por otro para hablar mal en su contra. Ese tipo de llamadas se habrían realizado, incluso durante la madrugada de este 1 de julio, a través de un call center especialmente montado para el caso. Apro comprobó que el centro de operaciones se ubicó en el edificio Concentro donde laboraron, durante las últimas semanas, al menos 60 personas del DIF Guadalajara, incluida la mamá del candidato priista, Beatriz Díaz.

Comentarios