Manipulan videocámaras en bar donde asesinaron a nieto de Malcolm X

lunes, 13 de mayo de 2013
MÉXICO, D.F. (apro).- La Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal (PGJDF) informó que encontró adulterada la escena del asesinato de Malcolm-Latif Shabazz –nieto del activista Malcolm X–, crimen perpetrado el pasado jueves 9 de mayo. La dependencia encabezada por el procurador Rodolfo Fernando Ríos Garza detalló que cuando sus agentes catearon el bar The Palace Club, el pasado 11 de mayo, encontraron que “el equipo de grabación de las cámaras de video fue desprendido del lugar donde presuntamente operaba”, además de que “se constató que las tres cámaras de videograbación que se encontraban al interior del bar estaban movidas y el enfoque volteado hacia la pared”. En conferencia de prensa, el procurador confirmó, además, que dos meseros del bar fueron detenidos y han sido acusados del crimen. Se trata de David Hernández Cruz y Manuel Alejandro Pérez de Jesús. Ya fueron llevados y puestos a disposición de un juez penal del Reclusorio Preventivo Varonil Oriente para investigarlos por los delitos de homicidio calificado y robo agravado calificado. La PGJDF aún espera detener al menos a otros dos sospechosos. La reconstrucción de hechos realizada por la PGJDF muestra que Malcolm-Latif Shabazz llegó a la Ciudad de México procedente de Tijuana, junto con un amigo. En Tepito –aseguró la fiscalía– fueron “interceptados por dos mujeres, de entre 20 y 25 años, con quienes acordaron acudir al bar The Palace Club, donde estuvieron ingiriendo bebidas embriagantes”. Alrededor de las 3:00 horas del 9 de mayo, dos meseros y otros dos sujetos les exigieron el pago de una cuenta que ascendía a mil 200 dólares. “Los agraviados no estuvieron de acuerdo por el monto del consumo y al no llegar a un arreglo, el hoy occiso fue golpeado y su acompañante fue amenazado y despojado de sus pertenencias dentro del inmueble”, asentó la PGJDF en un comunicado posterior a la conferencia. Malcolm-Latif fue trasladado al Hospital General de Balbuena, donde murió. El 11 de mayo pasado, la PGJDF cumplimentó una orden de cateo obsequiada por el juez 38 de lo penal. En esa diligencia determinó cuál mesa ocuparon Malcolm y su amigo, además de encontrar que las cámaras habían sido inutilizadas. “La Policía de Investigación se trasladó al lugar de los hechos en donde logró saber, por residentes de la zona, que dos sujetos que trabajan en un bar habían referido haber participado en la agresión física de un estadunidense, para lo cual se obtuvo descripción y apodo de uno de ellos, que derivó en la localización y detención de uno de los probables responsables quien a su vez proporcionó datos de otro de los copartícipes que también fue asegurado y puesto a disposición del Ministerio Público”, se asienta en el texto.

Comentarios