Repunta inflación en enero y "trepa" a 4.48%: Inegi

viernes, 7 de febrero de 2014
MÉXICO, D.F. (apro).- A pesar de que la inflación de enero –de 4.48% anual-- fue la más alta para ese mes desde 2010 y la tercera desde 2001, fue menor a la que esperaban autoridades y analistas. En su reporte sobre el comportamiento de los precios en ese mes, que difundió hoy el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) da cuenta de que la inflación de la segunda quincena de enero fue de 0.12% (4.34% anual), muy por debajo de 0.68% (4.63% anual) de la primera quincena. Según las cifras del instituto, los fuertes aumentos que experimentaron los precios de los refrescos y las gasolinas, efecto de la reforma fiscal aprobada en noviembre pasado, explican una cuarta parte del repunte inflacionario del primer mes del año. Sin embargo, las alzas que también registraron los alimentos procesados y los servicios educativos fueron compensadas por menores precios de las mercancías, de la vivienda y de los productos agropecuarios. En efecto, los precios que más se dispararon en enero –muy por encima de la inflación general de 4.48%-- fueron los de las tarifas autorizadas por el gobierno (11.02%), los de los energéticos (9.6%), los de los productos agropecuarios (6.21%, pero con sensible disminución en la segunda quincena) y los de alimentos, bebidas y tabaco (4.64%). De los precios y tarifas autorizadas por el gobierno, los que más fuerte alza registraron fueron el Metro y los de todo el sistema de transporte eléctrico, con un incremento de 15.45%. Del grupo de alimentos y bebidas, los refrescos envasados subieron 12.81%; los cigarrillos, 4.55%. Y de los productos agropecuarios, el que se disparó espectacularmente fue el limón, que subió 44.8%. Prácticamente todos los grupos de análisis expresaron hoy su sorpresa porque la inflación de la segunda quincena de enero resultó muy por debajo de lo que proyectaron: fue de 0.12%, mientras que el conjunto de estimaciones se acercaba más a 0.30%, es decir, mucho más del doble. El Grupo Financiero Banamex interpretó así la menor inflación observada: “El moderado avance de los precios en la segunda quincena es probablemente una señal de que el impacto de los nuevos impuestos se dio casi totalmente en la primera mitad del mes. “De hecho, resulta alentador que la tasa de crecimiento anual en la segunda mitad del mes registró un descenso significativo hasta 4.34% desde 4.63% en la primera quincena de enero. Mientras que las cifras mensuales apuntaron un crecimiento de 4.48% anual del Índice Nacional de Precios al Consumidor en todo enero. “Asimismo, cabe notar que los precios en las principales ciudades fronterizas ya no mostraron un incremento importante en la segunda mitad del mes, es decir, el impacto del incremento de la tasa de IVA de 11% a 15% en esas ciudades, también se materializó en la primera quincena. “A pesar del incremento significativo en los precios de los alimentos procesados (2.9% mensual), más de la mitad del mismo se explica por el aumento en el precio de los refrescos, el cual, a su vez estuvo impulsado por el nuevo impuesto de un peso por litro. Excluyendo este rubro, la tasa anual de crecimiento del subíndice de alimentos procesados sería de 3.8% contra el 4.64% observado”, dice Banamex.

Comentarios