Detienen a sicarios de "Los Pelones" en Cancún

jueves, 7 de agosto de 2014
CANCÚN, Q. Roo (apro).- Elementos de la Policía Judicial (PJ) detuvieron a un comando de sicarios del grupo delictivo Los Pelones y les aseguraron nueve armas de fuego de alto calibre, entre ellas tres AK-47, así como dosis cocaína, crack y mariguana. Según las primeras indagatorias de la PJ, dos de los tres  integrantes de este comando de sicarios, tendrían antecedentes de participar en dos ejecuciones y un intento de asesinato en el que hubo tres heridos. El subprocurador general, Carlos Arturo Álvarez Escalera, informó que los tres sujetos fueron identificados como Alan Rodríguez Martínez El Jarocho, de 35 años, originario Jalapa Veracruz; Humberto Matú Beh El Uvis, de 23 años habitante de Cancún; y Víctor Manuel Castellón Contreras, de 18 años oriundo de Puerto Vallarta. La detención se realizó durante un operativo de la PJ, en la Región 240. Durante el patrullaje, los policías judiciales detectaron en la Supermanzana 28, de la Región 240, a un hombre que portaba una bolsa negra, en la cual se apreciaba la cacha o empuñadura de una pistola. Los agentes descendieron de la patrulla para interrogar al sujeto, quien pretendió huir, pero fue alcanzado. Al momento de la aprehensión, le confiscaron una  pistola, dos bolsas con 16 dosis de cocaína y un envoltorio de cinta canela. El detenido se identificó como Víctor Manuel Castellón Contreras y declaró que esperaba a que pasaran por él los integrantes de Los Pelones, con quienes iría a “hacer una chamba”. De inmediato, la PJ estableció un operativo de vigilancia en la Región 240, en espera de la llegada de los cómplices del detenido. Una hora después, llegó un automóvil Golf Volkswagen color verde con placas UUW8190 de Quintana Roo. A bordo iban Alan Rodríguez Martínez y Humberto Matú Béh, quienes llevaban en su poder dos pistolas y dos armas de fuego largas, así como 13 bolsitas de crack. También les aseguraron una pistola Maverick Ck Firearms, modelo JS-9 milímetros, matrícula 023723, con un cargador abastecido con cinco cartuchos útiles; otra tipo escuadra marca Bryco, calibre 9 milímetros, matrícula 718584 con un cargador abastecido con nueve cartuchos útiles; y una marca Smith & Wesson, calibre 9 milímetros, modelo Trade con un cargador abastecido con ocho cartuchos útiles. Pero no fue todo: También les encontraron dos pistolas escuadra marca Colt calibre .45”, con un cargador y sin cartuchos y otra marca  ilegible, calibre 45”, matrícula 2098008, con un cargador y sin cartuchos útiles. Además llevaban tres armas largas tipo fusil, abastecidas con 22, 56 y 25 cartuchos, respectivamente. La autoridad judicial informó este jueves que El Jarocho y El Uvis están relacionados con el homicidio del presunto narcomenudista  José Alberto Martínez Manzanilla, registrado en la Región 95 el pasado 15 de junio. Además, El Jarocho está relacionado con el homicidio de Nicolás Chi Hernández, en la Región 67, el pasado 25 de julio. Presuntamente participó como “halcón” en el cruce de las avenidas Miguel Hidalgo y Torcasita, cuando otros dos sicarios a bordo de una motocicleta asesinaron a Chi Hernández. Rodríguez Martínez y Matú Béh también están relacionados con el intento de ejecución del hijo de un narcomenudista en una fiesta que se celebraba Región 234,el pasado 29 de junio. En el atentado resultaron lesionados Carlos Alberto Mendoza, Roberto Carlos Márquez y un menor de edad. El primero es hijo de Julio Cesar García Mateos, alias El Quesadillas, baleado el pasado 5 de enero en la puerta de su casa en la Región 234. Los reportes policiacos informaron que vendía droga en la playa. En el informe de la PJ se estableció que El Jarocho lleva cuatro meses trabajando para el grupo delictivo de Los Pelones, realizando varias funciones, como “halcón”, sicario y conductor de motocicleta.  

Comentarios