Empleo

Aceves del Olmo operó imposición del outsourcing en 2012; hoy lo critica y llama a la IP al acuerdo

En 2012, como diputado, Carlos Aceves del Olmo fue quien cerró la discusión, de manera abrupta, sobre la Reforma Laboral que permitió los esquemas de subcontratación. Hoy, el actual líder de la CTM asistió a Palacio Nacional para suscribir el acuerdo para mantener abierto el diálogo en la materia.
miércoles, 9 de diciembre de 2020

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- En noviembre de 2012, cuando se discutía la Reforma Laboral que permitió los esquemas de subcontratación (el outsourcing) el líder de la CTM, Carlos Aceves del Olmo, presidía la Comisión del Trabajo en la Cámara de Diputados.

Como tal, fue quien cerró la discusión, de manera abrupta, ante los reclamos de los partidos de izquierdas que meses antes habían abanderado a Andrés Manuel López Obrador, aquel año, como candidato a la Presidencia.

Legisladores del PRD, Movimiento Ciudadano y PT, exigían ampliar la discusión sobre la “iniciativa preferente”, precisamente por el outsourcing, enviada por el entonces presidente Felipe Calderón. El proceso legislativo, que se pretende utilizar para el mismo tema, por primera vez este sexenio, implicaba que la reforma fuera aprobada en un mes en la Cámara de Diputados y remitida de inmediato al Senado, para que al mes siguiente quedará aprobada.

Ante los cuestionamientos en la sesión del 5 de noviembre de 2012, Aceves del Olmo se entrampó: reveló que habían acelerado el dictamen en la Comisión del Trabajo, por instrucciones del presidente electo, Enrique Peña Nieto. Pero la insistencia de los legisladores que se oponían al dictamen fue cancelada: “Aquí termina esto”, exclamó el entonces diputado, para tomar sus papeles y retirarse del recinto. La discusión, por la fuerza de la mayoría, acabó.

A ocho años de distancia, el dirigente de la CTM asistió a Palacio Nacional para suscribir el Acuerdo para mantener abierto el diálogo sobre la reforma al outsourcing. Tras dos semanas de desencuentros en los temas relacionados con reparto de utilidades y otras prestaciones a trabajadores, las cúpulas empresariales y los sindicatos, los llamados factores de la producción, acudieron al encuentro con el presidente para declararse todos dispuestos a mantener abierto el diálogo hasta febrero.

Aceves, ahora conciliador

El orador por el sector obrero fue Aceves del Olmo, quien expuso:

“No es algo que se va a resolver de un plumazo, esto tiene mucho tiempo de que inició y fue cambiando de a quién iba la utilidad de esas empresas y a quién afectaba. Desde luego que afectaba a los trabajadores”.

Solícito con la postura presidencial, el veterano sindicalista agregó:

“Hoy hago un llamado al sector empresarial para que, de la misma forma que nos hemos entendido durante tantos años, lo hagamos esta vez también, porque siempre estamos más cerca de los acuerdos que de los desacuerdos, de esto depende mucha gente”.

Aceves del Olmo, "conciliador". Foto: Benjamín Flores 

Luego consideró que hay un outsourcing negro y otro blanco y continuó:

“Creemos que esta iniciativa, que ya se mandó a la Cámara de Diputados, pues en su tiempo saldrá y qué bueno que hay un tiempo de espacio para quienes tienen este tipo de problemas pues lo puedan resolver”.

Entonces aseguró:

“Creo que no tiene mucho que analizarse del proyecto que nos están presentando”.

Finalmente, llamó a los empresarios y a los legisladores a poner lo mejor de cada quien y que haya “una buena postura de quienes tienen que votar y decidir”.

Más de

Comentarios