Nuevo escándalo en la UACM; despiden a profesor por acoso sexual y laboral

viernes, 9 de mayo de 2014
MÉXICO, D.F. (apro).- En medio de la transición por el cambio de rector –Hugo Aboites Aguilar relevó en el cargo a Enrique Dussel--, la Universidad Autónoma de la Ciudad de México (UACM) vuelve a dar de que hablar, ahora por el despido de un profesor acusado de hostigamiento y acoso sexual y laboral en contra de dos trabajadoras académicas de esa casa de estudios. Aunque el caso detonó en junio de 2013, el pasado domingo las autoridades de las UACM resolvieron cesar a José Enrique González Ruiz, exrector de la Universidad Autónoma de Guerrero y coordinador de Posgrado en Derechos Humanos, tras comprobarse que ejerció acoso sexual y laboral en contra de la antropóloga Carmen Rodríguez y la psicóloga Clemencia Correa, trabajadoras y asesoras académicas de esa casa de estudios. El proceso duró once meses. Fue desahogado ante la Instancia Universitaria de la universidad de junio a octubre de 2013 y en su Junta Aclaratoria de diciembre de 2013 a abril de este año. La resolución se hizo pública el 5 de mayo ante la comunidad universitaria. Ese mismo día, en la sección del Correo Ilustrado del diario La Jornada, integrantes de la Asamblea de Estudiantes del Posgrado en Derechos Humanos de la UACM, acusaron que el procedimiento contra González Ruiz estuvo plagado de irregularidades. Argumentaron que de las 30 pruebas aportadas para su defensa sólo se aceptaron cuatro, que los peritajes fueron hechos por personal propuesto por las acusadoras y que se rechazó la participación del obispo Raúl Vera y la de Consuelo Mejía, de la organización Católicas por el Derecho a Decidir, propuesta por la defensa. Y agregaron: “Las acusaciones tienen la intención política de excluirlo como candidato a la rectoría de la UACM, dado que por su perfil y trayectoria académica era el candidato idóneo para darle continuidad al proyecto crítico y humanista de esta universidad”. Incluso, afirmaron que el origen de las acusaciones “es una venganza de Clemencia Correa, derivada de decisiones académicas en el posgrado de derechos humanos, que está siendo utilizado como botín político”. El 6 de mayo en el plantel San Lorenzo, jóvenes identificados como "Colectivo de Estudiantes de la Maestría en Promoción y Defensa de los Derechos Humanos de la UACM" irrumpieron el acto oficial de despedida de Dussel de la rectoría. A gritos, acusaron al filósofo argentino de despido injustificado del académico y exigieron su reinstalación inmediata. Despido respetó derechos humanos Ese mismo día, 18 organizaciones civiles defensoras de derechos humanos –entre ellas el Centro de Derechos Humanos Miguel Agustín Pro Juárez, la Red Mesoamericana Mujer salud y Migración, Formación y Capacitación y la Liga Mexicana por la defensa de los Derechos Humanos-- y 20 académicos de distintas universidades y colegios apoyaron el despido del catedrático. En un comunicado hecho público este viernes, aseguraron que la decisión se fundó y motivó “con respeto a los derechos humanos de los involucrados, en particular los derechos y garantías de seguridad y certeza jurídica para defenderse”. El mecanismo definido por la UACM, aseguraron, es “un precedente positivo respecto a los procedimientos y procesos que deben seguirse para defender los derechos de las mujeres frente a una práctica sumamente extendida… El centro y objetivo de la resolución es sancionar una práctica ilegal que no debe ni puede ser tolerada en ninguna institución, sin importar la persona de quien se trate”. Por esta razón, expresaron preocupación de que “en lugar de utilizar las vías institucionales acordadas, a lo largo del proceso y ya definida la sentencia, la parte acusada haya recurrido a prácticas difamatorias en contra Clemencia Correa, Carmen Rodríguez y su abogada Andrea Medina y a la violación de carácter confidencial acordado para el proceso”. En el caso de las mujeres, aclararon, “la difamación profundiza la discriminación y la violencia de género que se caracteriza por culpar, avergonzar y desconocer a las víctimas y este caso no es una excepción”. Por último, solicitaron a la UACM cumplir las medidas de reparación del daño solicitadas por las denunciantes para asegurar el cumplimiento de sus derechos y evitar una nueva revictimización. Lo anterior ya está en manos de Hugo Aboites Aguilar, quien ayer fue electo por el Consejo Universitario –en segunda vuelta de votaciones— como rector de la UACM para el periodo 2014-2018.

Comentarios