Rechaza el Senado informe del CIDE sobre transparencia

sábado, 18 de marzo de 2006
* Niega que haya opacidad en la asignación de recursos a los grupos parlamentarios y las comisiones México, D F, 17 de marzo (apro)- El Senado de la República se inconformó hoy con la calificación reprobatoria en transparencia de la información emitida el lunes pasado por académicos del Centro de Investigación y Docencia Económicas (CIDE) La Cámara de Senadores simple y llanamente respondió al CIDE que no coincide con su estudio sobre desempeño y transparencia de la Cámara Alta; y rechazó que haya opacidad en este órgano legislativo En una carta al CIDE los integrantes del Comité de Garantía de Acceso y Transparencia de la Información de la Cámara de Senadores afirman que ese estudio es inconsistente y no refleja la realidad parlamentaria, es "una visión parcial de los investigadores" En un análisis, el CIDE afirmó que hay falta de transparencia en la asignación de recursos de las comisiones del Senado y a los grupos parlamentarias que lo conforman En esencia, el llamado Monitor Legislativo, ejercicio elaborado por académicos del (CIDE), reprobó al Congreso de la Unión en materia de desempeño, mientras que, en términos de transparencia, la Cámara de Diputados pasó de panzazo, con 66 La de Senadores reprobó con 45 El análisis que realizaron tres académicos, Benito Nacif, Diego Díaz y Jorge Moreno, arroja que existe en ambas cámaras una capacidad limitada para procesar el número de iniciativas y minutas Por ejemplo, de las 2 mil 397 iniciativas presentadas por diputados, sólo se aprobaron 330, y de las 801 que subieron los senadores al pleno, sólo 135 salieron adelante En cuestiones de transparencia, ambas cámaras no exponen en sus páginas de Internet sus asuntos financieros, por ejemplo las partidas, fondos, compensaciones a grupos parlamentarios o las auditorías públicas La Cámara de Diputados presenta un esbozo de las contrataciones, concesiones y permisos, pero de manera general, mientras que el Senado no cuenta con ese servicio La Cámara de Diputados también pasó de panzazo sobre la información que expone en la página de internet, mientras que la de senadores reprobó, pues no contiene información básica, es complicada para navegar y los datos que presenta son parciales El análisis muestra que a partir del periodo de sesiones que comenzó en septiembre de 2005, la Cámara de Diputados bajó de manera considerable su ritmo de trabajo, y la razón puede atribuirse a la época electoral En tanto, el Senado incrementó la presentación de iniciativas en 15 por ciento La primera bajó en asistencias, de 89 a 66 por ciento, y la segunda subió de 73 a 88 puntos porcentuales Los especialistas coincidieron en que el cuello de botella son las comisiones, pues carecen de una manera eficiente para trabajar, además de que la carga de trabajo se concentra en seis órganos legislativos y existen, al menos, 10 que no han recibido iniciativa alguna ni minuta, por lo que no trabajan En su defensa, el Comité de Garantía de Acceso y Transparencia de la Información de la Cámara de Senadores afirmó que los partidos en el Senado y las comisiones, en lo individual, "no son sujetos obligados de la Ley de Transparencia", aunque las asignaciones a las fracciones y el ejercicio presupuestal son auditados por la Contraloría Interna El ejercicio presupuestal mensual y el destinado a dietas, horarios y gastos del Senado son aprobados por el pleno en sesión pública, con la presencia de medios de comunicación, transmitida por el Canal del Congreso y publicadas en su página electrónica, recordaron los senadores Antonio García (PRI), Gildardo Gómez (PAN), Rutilio Cruz (PRD) y Emilia Patricia Gómez (PRD) sostuvieron que el trabajo legislativo no puede medirse como si fuera un acto administrativo o una resolución judicial Además, dijeron que los investigadores del CIDE han ignorado en su estudio que el Senado carece de facultades para intervenir en el otorgamiento de concesiones y permisos administrativos, y que en materia de subsidios "ni los recibe ni los otorga" "La Cámara alta respeta el esfuerzo de todas las instituciones académicas del país para difundir el trabajo legislativo, pero no coincide con la metodología del CIDE para realizar una investigación alejada de la realidad parlamentaria", dijeron

Comentarios