Entre abucheos Fox y Ulises Ruiz arremeten contra AMLO

miércoles, 22 de marzo de 2006
* Fox llama a dejar de lado la soberbia y el mesianismo *Ruiz, por evitar que el populismo "iluminista" socave la República * Cientos de maestros se enfrentan con el EMP y lanzan insultos al mandatario San Pablo Guelatao, Oax , 21 de marzo (apro)- La ceremonia por el bicentenario del natalicio de Benito Juárez fue el marco para que, entre gritos y abucheos de cientos de profesores, el presidente Vicente Fox y el gobernador Ulises Ruiz unieran fuerzas para arremeter, sin mencionarlo por su nombre, en contra de su adversario común: Andrés Manuel López Obrador Aunque en los discursos no faltaron los recordatorios al legado del "Benemérito de las Américas", el común denominador de los discursos que leyeron el presidente Fox y el gobernador Ulises Ruiz fueron las arengas contra el "mesianismo" y el populismo, en clara alusión a López Obrador Mientras miembros de la Sección 22 de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación forcejeaban contra el Estado Mayor Presidencial que les impedía el paso, el presidente Fox mantenía sus críticas veladas contra el candidato presidencial de la coalición "Por el bien de todos" (PRD, PT y Convergencia) "La mejor manera de honrar a Juárez es dejar a un lado la soberbia y el mesianismo, y servir a la patria con humildad, administrar los recursos de la nación con probidad y austeridad", afirmó el presidente, quien fue secundado por el gobernador Ulises Ruiz, cuando en su momento llamó a "evitar que ningún mesianismo iluminista, hostil del imperio de la ley y el valor de las instituciones, socave el edificio de la República" Ante el presidente del Senado, Enrique Jackson Ramírez; el vicepresidente de la Cámara de Diputados, Heliodoro Díaz Escárraga; y el presidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, Mariano Azuela, el titular del Ejecutivo señaló que "la mejor manera de honrar a Juárez" es convertir en ley el fundamento de la convivencia social y armónica; comprometerse con la tolerancia y el respeto a las ideas; defender los valores de la democracia, las libertades individuales y el ejercicio pleno de los derechos sociales En el ocaso de su administración, el presidente Fox realizó su primera visita a San Pablo Guelatao, después de desairar estos actos conmemorativos que año con año se realizan en esta población de la sierra Norte de Oaxaca, y de haber retirado un cuadro con la figura de Benito Juárez de la residencial oficial de Los Pinos Durante todo su discurso el presidente Fox fue insultado por cientos de maestros, quienes derribaron dos muros de vallas y obligaron al Estado Mayor Presidencial a replegarse "¡Traidor!", "¡vende patrias!", "¡siervo de Bush!" gritaban los maestros, mientras Fox elevaba la voz para que su discurso fuera escuchado: "Juárez construyó instituciones para garantizar a los mexicanos un gobierno de leyes; mantuvo en alto la ley ante el embate de la desigualdad, la injusticia y la exclusión Con su ejemplo, con sus acciones, nos enseñó que las instituciones legales y el interés público están por encima de intereses religiosos, económicos, de partidos o de grupos" Añadió que "Juárez soñó un México en el que nadie pudiera poner por encima de los intereses de la nación los intereses de un grupo, un México en el que todos los ciudadanos fueran iguales ante la ley, en donde no hubiera ningún tipo de discriminación y que imperara la tolerancia y la inclusión" De igual forma, buscó "un México de instituciones, que no fuera presa de las ambiciones de unos cuántos, un México que pusiera por delante el valor de las ideas y no el valor de las armas, el México que Juárez soñó, en cuya construcción entregó lo mejor de sí mismo, es hoy un México plenamente democrático y libre" "En nuestros tiempos ?dijo--, la mejor manera de honrar a Juárez es cumplir con nuestra Constitución y hacer efectivo el marco jurídico que nos hemos dado las y los mexicanos?" Antes, el gobernador priista Ulises Ruiz, había manifestado que "al honrar a Juárez estamos honrando también al México profundo, a sus pueblos y comunidades indígenas, a la grandeza de sus culturas y a la dignidad inquebrantable de los que menos tienen", los cuales, por cierto, estuvieron ausentes de este acto político "Juárez y los suyos no dudaron en señalar a la nación los peligros que la República enfrentaba, lo hicieron con franqueza convencidos de que la crisis no se supera con lisonjas ni se puede convocar al pueblo con la oferta de quimeras", dijo Mencionó que "desde la heroica República que encarnó itinerante, convocó a los mexicanos a desterrar populismos, hipocresías, despotismos y desórdenes que, pervirtiendo el modo de ser social y administrativo trazado por el constituyente de 1857, generaban tiranía, iniquidad, privilegios y sujeción a deudas y poderes del exterior" En clara alusión a López Obrador, el gobernador oaxaqueño dijo: "Juárez no se tuvo por autosuficiente, menos por infalible o indestructible; supo ajustar su pensamiento y acción a las exigencias del momento y a las enseñanzas de los hechos, supo amalgamar a una generación entera que se definió con su compromiso con la patria, no como un falso Mesías, sino como un fuerte y legítimo líder que supo distinguir entre la frágil popularidad sujeta a la coyuntura y la defensa permanente de los valores republicanos y los intereses nacionales" En tono contrario, el presidente municipal de Guelatao, Carlos Martínez, contundente, criticó que "la defensa de nuestra soberanía se ha convertido en un discurso vacío que daña los más entrañables principios heredados por Juárez" Además, dijo que "el despotismo racista de los conservadores que enfrentó y venció Juárez, no ha terminado de irse, más bien, agregó, pareciera volver sobre sus pasos "Portamos en la actualidad una ideología tan nebulosa que ni la laicidad puede aclarar", reprochó "Nuestros pasos revelan cansancio de una democracia electoral sin identidad, cuantitativa y de imposición mediática", criticó