Barzonistas toman parcialmente el puente internacional Córdova-Américas

jueves, 10 de abril de 2014
CHIHUAHUA, Chih. (apro).- Alrededor de 500 productores agrícolas y organizaciones campesinas de esta entidad tomaron parcialmente el puente internacional Córdova-Américas en la frontera de Juárez con El Paso, Texas. En el marco del 95 aniversario luctuoso de Emiliano Zapata, los barzonistas llevaron consigo pancartas, lonas y burros. A estos últimos les pusieron los nombres del gobernador César Duarte Jáquez y del presidente Enrique Peña Nieto. Se apostaron en el carril de importación, lo que generó una larga fila de tráileres, pero dejaron libre la circulación a automóviles particulares. Desde la frontera, los productores hicieron un llamado a organizaciones, consumidores y pueblo en general a construir desde abajo un gran “acuerdo nacional alimentario y nutricional”. Para ello, adujeron, es necesario, que el gobierno reordene el mercado agroalimentario, apoye a los productores y consumidores para tener alimentos sanos, suficientes y a precios equitativos. “Reivindicamos las banderas justas del caudillo del sur y también del Centauro del Norte, Francisco Villa. En este momento histórico clamamos por la defensa de los territorios indígenas y campesinos, de la producción de alimentos sustentables, sanos, suficientes, nutritivos y de calidad para todos los mexicanos”, dijeron los barzonistas. En el plantón, los manifestantes denunciaron que las trasnacionales desarrollan megaproyectos mineros, turísticos y eólicos que propician la desintegración de los pueblos, por lo que urgieron a las autoridades federales a poner fin a la sobreexplotación de mantos acuíferos, espejos y corrientes de agua, pastizales, bosques, biodiversidad, para garantizar la producción sustentable de alimentos. Durante la toma del puente, recordaron que, con el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), el gobierno ha favorecido a empresas trasnacionales, como Cargill, Grumma, Lala y los gigantes de las centrales de abasto, que compiten de manera desleal y derrumban su producción con alimentos de baja calidad importados a bajo precio de los Estados Unidos. “Las empresas públicas productoras de energéticos como CFE y PEMEX funcionan como si su único objetivo fuera el lucro y no impulsar el desarrollo nacional basado en la producción de alimentos sanos y accesibles para todos”, indicaron.

Comentarios