Se contradicen autoridades de NL sobre móvil de asesinatos en 'baby shower”

martes, 29 de noviembre de 2016
MONTERREY, NL (apro).- El homicidio de dos niños y un adulto durante la celebración de un baby shower, el sábado por la tarde en Santa Catarina, fue producto de una venganza pasional y no por una acción del crimen organizado, reveló hoy el secretario de Seguridad Pública de Nuevo León, general Cuauhtémoc Antúnez Pérez. “Lamentables los hechos de Santa Catarina. Lamentables y reprobables. Se asocia esto con delincuencia organizada y no es delincuencia organizada. Las áreas de investigación así lo han demostrado, o han obtenido esos datos que permiten afirmar que no es delincuencia organizada, sino venganzas pasionales”, señaló el funcionario estatal, Sin proporcionar detalles, comentó que hay personas arrestadas, aparentemente dos, por este acontecimiento, ocurrido en la colonia Puerta del Sol, y que el hecho cruento no quedará en la impunidad. “La información que se da se magnifica y se crea este ambiente, y esta nota se elevó a nivel nacional y mundial. Ya se detuvieron a algunas gentes y, como siempre se ha hecho, los responsables van a pagar. Próximamente caerán, hoy nadie se puede esconder de la justicia. Todo lo bueno que hagamos, se ensombrece con estos hechos”, aseveró. El pronunciamiento de Antúnez se contrapone con la versión que difundió el vocero de Seguridad en la entidad, Aldo Fasci, quien informó, en la conferencia de prensa posterior a los hechos, que la agresión a la casa fue producto de un problema de narcomenudeo entre bandas criminales. Incluso señaló que el ataque era contra Miguel Moreno Chaires, El Mitos, quien vive en una casa contigua a donde ocurrieron los hechos, y quien recientemente había salido del penal, luego de purgar condena por delitos contra la salud. Al finalizar hoy una reunión sobre el tema de seguridad que sostuvo con diputados en el Congreso local, Antúnez dijo que se esforzará para contener estas expresiones de violencia que afectan todos los avances que registra el estado para evitar estos incidentes. “Vamos a seguir trabajando con mucho esfuerzo para evitar estos brotes que empañan todo lo bueno que se está haciendo. (…) No estamos satisfechos, pero estamos avanzando”, dijo el funcionario quien señaló que las cifras en el rubro de seguridad mejoran en la entidad, como lo demuestran las estadísticas. En el ataque del sábado perecieron a balazos América de la Paz Manzanares Olvera, de 7 años; Juan Fernando Chaires Alvarado, de 5; y Juan Chaires Ramírez, de 40. Resultaron heridas Cecilia Margarita Segovia Solís, de 33 años; Juana Isabel Moreno Chaires, de 32; y Adela Moreno Chaires, de 36, quienes se encuentran fuera de peligro. El gobierno de Nuevo León ofrece un millón de pesos de recompensa a quienes ofrezcan información sobre los asesinos.

Comentarios