César Chávez, las expectativas de un estreno

El estreno de la cinta César Chávez este viernes 28 suscita grandes expectativas entre la comunidad campesina de origen hispano en Estados Unidos, justo cuando se avecina la votación de la reforma migratoria en tierras del Tío Sam, asegura Arturo S. Rodríguez, líder heredero del movimiento laboral emprendido por Chávez durante los sesenta. Entrevistado en el reciente festejo fílmico en Berlín, Alemania, habla para Proceso Diego Luna, cuya película será proyectada en México durante mayo. MÉXICO, D.F. (Proceso).- Arturo S. Rodríguez, yerno del legendario activista chicano César Chávez y presidente de la UFW (Unión de Trabajadores Campesinos, por sus siglas en inglés), revela que el filme César Chavez del mexicano Diego Luna, a estrenarse el 28 de este mes en Estados Unidos, “es muy esperado por los latinos y causará polémica”. Vía telefónica rumbo a Washington, el titular de aquel organismo fundado en los años sesenta por César Chavez, se muestra optimista por la cinta: “¡Que bueno que causará disputa! Necesitamos crear controversia justamente ahora cuando viene la discusión de la reforma migratoria en la Cámara de Diputados.” El pasado 19 de marzo en la Casa Blanca el presidente estadunidense, Barack Obama, dio un discurso antes de la proyección de César Chávez, que no pudo ver “por cuestiones de trabajo”, deseando que el largometraje (producido por Gael García Bernal, Pablo Cruz, John Malkovich y el mismo Luna, entre otros) “sea un instrumento catalizador para quienes luchan por causas sociales”, como las que motivaron al legendario líder de jornaleros ­agrícolas en la Unión Americana: “Espero que esta tarde la película nos inspire a todos en las causas por las que tenemos que luchar”, señaló Obama, y agregó que Chávez fue un hombre que supo organizar a las masas trabajadoras “para ampliar el círculo de oportunidades no sólo de la gente que él conocía, sino también de las generaciones futuras”. A la proyección acudieron miembros de la familia del mismo Chávez y su esposa, Dolores Huerta, cofundadora junto con Chávez de la UFW. Allí, Paul Chávez, hijo del líder agrícola, recordó los intentos previos para llevar a la pantalla grande la vida de su padre y las diferentes reservas que tuvo su familia al respecto, hasta que Diego Luna se aproximó a ellos: “Nos preguntó mucho sobre mi papá, sus puntos de vista, su trabajo, la gente que trabajó con él, y nosotros quedamos impresionados al punto de querer capturar la esencia de un hombre y su lucha en la cinta.” Obama además bromeó al subrayar un encuentro previo que sostuvo con Luna y la actriz Rosario Dawson, quien recrea a Dolores Huerta: “Les dije que me gusta Y tu mamá también, pero que no la podíamos proyectar en la Casa Blanca. Es una excelente ­película, aunque no es tan familiar.” El motivo de la proyección en la Casa Blanca fue para conmemorar los 84 años del nacimiento de Chávez, que se cumplen el 31 de marzo próximo. Luna ha recorrido varias ciudades de Estados Unidos, junto con los familiares de Chávez, para mostrar el largometraje. En el South by Soutwest (SXSW), festejo que reúne lo mejor de la música y cinematografía contemporánea, que se celebra cada marzo en Austin, Texas, César Chávez obtuvo el Premio del Público en la sección Narrative Spotlight (“faro narrativo”). A principios de febrero, Luna exhibió la cinta en el Congreso de Estados Unidos y declaró a los medios que esperaba que contribuya a la reforma migratoria que se debate en esa nación, estrenando en México el 2 de mayo próximo bajo el sello de Videocine.   Héroe de la clase obrera   César Chávez, protagonizada por Michael Peña, fue escrita por Keir Pearson (nominado al Oscar por el guión de Hotel Rwanda). La historia sigue los esfuerzos de Chávez para organizar a los 50 mil trabajadores campesinos que laboraban en malas condiciones, sufren de racismo y brutalidad a manos de los empleadores y los californianos locales. Se ven acciones no violentas emprendidas por Chávez, como la huelga de Delano en los campos de uva, y una marcha donde recorrió con sus compañeros 500 kilómetros. Arturo S. Rodríguez, quien lleva 41 años en el movimiento, destaca que Luna “efectuó un trabajo estupendo, porque  muestra quién era realmente Chávez: un líder campesino, pero también un activista a favor de los derechos civiles para toda la comunidad latina y toda la gente pobre en Estados Unidos, desde que empezó su movimiento en 1962”. –¿Qué le llamó más la atención de la película? –Me encantó la manera en que se muestra a Chávez, a su esposa Huerta y a los señores del campo en la lucha. Se resalta el sacrificio de Chávez y el hecho de que no estaba solo en la lucha, sino que había mucha gente participando con él, y por esta razón logramos los cambios que hicimos. Es un filme muy fiel. –¿Qué reacciones cree usted que provocará la película? –El 23 de abril será el 21 aniversario del fallecimiento de Chávez, y como Luna se dio cuenta que nadie había rodado una película sobre la vida de este dirigente, pensó que ya era momento de hacerlo. El cineasta comenzó a hablar con la familia de Chávez y con todos nosotros para discutir la posibilidad del proyecto. Nos preguntaba, investigaba, y nosotros estuvimos dispuestos a apoyarlo. Rodríguez es el segundo presidente de la UFW (el primero fue Chávez). Nació el 23 de junio de 1949 en San Antonio, Texas, y empezó a participar activamente con el boicot de la uva en 1969, siendo estudiante universitario. Hacia 1973 conoció personalmente a Chávez y en ese mismo año conoció a su hija Linda, con quien se casó en 1974. –¿Qué sintió al ver retratada en la pantalla grande una parte tan importante de la vida de su suegro? –Recordé que él estaba muy comprometido en pro de la justicia social. Trabajó incansablemente para concretar el movimiento y un sindicato en defensa de los derechos de los trabajadores del campo. También tuvo la fe y la confianza de que los trabajadores del campo podían organizarse tanto como cualquier otro grupo de trabajadores en este país. “Él decidió, como mexicoestadunidense, enfrentar al sistema de agricultura que siempre abusaba de la gente. Determinó que ya era tiempo de idear algo para cambiar el rumbo y mejorar su situación, con el objetivo de que hubiera más oportunidades para la gente del campo. Su decisión fue muy significativa, se volvió un héroe del movimiento laboral estadunidense y de los migrantes latinos. “En California, el Congreso local aprobó en el año 2000 una propuesta para crear un día festivo pagado en su honor. La festividad es celebrada cada 31 de marzo, día de su cumpleaños. Texas también conmemora ese día, y en Arizona, donde nació, así como en Colorado, es un día festivo opcional. Este día festivo es el primero en la historia de Estados Unidos otorgado a un mexicoestadunidense y a un líder de los trabajadores. Se han fundado escuelas con su nombre, también hay calles llamadas como él e incluso el servicio postal estadunidense le dedicó una estampilla en 2004.” –¿Es verdad que la lucha de Chávez representa el más grande movimiento no violento en Estados Unidos? –No sé si el más grande, pero seguro que es uno de los principales. El otro movimiento de no violencia fue de Martin Luther King en los 50; sin duda que ambos son los movimientos que han enarbolado esta filosofía de la no violencia. Luna presenta en la película el primer ayuno que hizo Chávez en 1968 por 25 días, y su huelga fue por la no violencia. Entonces, los trabajadores del campo tuvieron que comprometerse a no golpear ni caer en provocaciones. –¿Usted cree que la película sensibilice a las autoridades de Estados Unidos y mejore la situación de los trabajadores mexicanos indocumentados? –Eso espero, porque estamos trabajando y discutiendo arduamente para la reforma migratoria en Estados Unidos, que ya aprobó el Senado en junio pasado y ahora debe ser votada por los diputados. En el filme se muestra la discriminación y los abusos a los trabajadores de aquellos años y dicha situación prosigue con nuestra gente en el campo, los restaurantes y los hoteles, en fin. “Hay un sentimiento antiinmigrante, por ejemplo en el partido republicano, así que ojalá y esta película ayude a sensibilizar a la gente. La UFW sigue organizando a los trabajadores del campo y negociando nuevos contratos que cambien dramáticamente sus vidas y les confiera nuevas protecciones legales.” Se le recuerda que el próximo 6 de abril en Los Ángeles, Miami, Chicago, Houston, Dallas, Nueva York, las Carolinas, Atlanta y Washington habrá marchas para presionar a los legisladores con el objetivo de que aprueben la reforma migratoria y Obama frene las deportaciones. La reportera cuestiona a Rodríguez sobre cómo contempla el camino para obtener la reforma, y manifiesta: “¡Difícil! Pero hay bastante apoyo, mucha gente está más comprometida en la lucha para lograrlo y Obama está dispuesto a firmar esta ley. Yo llevo más de cuatro décadas en el movimiento, y aunque muchas veces las personas no creen que se pueda lograr nada, siempre conquistamos algunos cambios. Tengo mucha fe y seguimos trabajado muy duro. Hay que presionar a los republicanos y dejarles claro que la comunidad latina es importante para nuestro país. Yo voy a seguir trabajando muy fuerte en los próximos meses. Tenemos planes de hacer muchas manifestaciones.” –¿Qué dice la familia de Chávez al ver todo lo que se ha suscitado con la película? –Está muy feliz. Asegura que Diego Luna creó un filme maravilloso, donde anexa imágenes reales de la época, parece un documental. Ojalá y las nuevas generaciones aprendan con lo que hizo Chávez para mejorar el mundo. Ojalá los inspire a tratar de modificar la situación y seguir el camino de la justicia social en sus comunidades. –Piensa que de no haber sido asesinado Robert F. Kennedy en 1968. ¿Al movimiento de Chávez le hubiera ido mejor? –Bob Kennedy era un buen amigo. Nadie nos estaba apoyando y él públicamente reconoció el movimiento. La noche del pasado 17 de marzo, en Nueva York, estuvimos con dos de los hijos de Robert porque ellos patrocinaron que el largometraje se proyectará allá, y les gustó mucho la historia, estaban agradecidos que apareciera su papá en César Chávez. –¿El filme incomodará a los políticos? –¡Claro que sí! Aquí se estrenará el 28 de este mes en 100 plazas y 300 salas de cine. Creo que servirá para que quienes no sepan la historia del movimiento campesino la conozcan y reflexionen. ¡Va a tener un impacto tremendo! Ojalá y Chávez sea recordado para siempre. Era un hombre sencillo que peleó incansablemente para la justicia social. Así, redondea: “El largometraje no pasará inadvertido, ¡para nada!”