Zócalo del DF: Demandan justicia para muertas de Juárez

México, D F (apro)- Encabezadas por una decena de madres de jóvenes asesinadas o desaparecidas en Ciudad Juárez, varios miles de mujeres, vestidas de negro y con claveles rojos en las manos, marcharon esta noche por las principales calles del centro de la ciudad hasta el Zócalo, con el fin de demandar se investiguen los alrededor de 280 homicidios cometidos contra trabajadoras en esa frontera, y demandaron la intervención del gobierno de Vicente Fox
El gobierno federal no se ha pronunciado sobre el tema –ni ha dado respuesta a la petición de audiencia que solicitaron–, aunque Martha Sahagún, esposa del presidente Fox, le dedicó ocho líneas en el discurso que pronunció en la mañana durante la presentación del programa nacional “por una vida sin violencia”, que se celebró en la Secretaría de Gobernación
“Ejemplo que indigna son los más de 280 homicidios de mujeres en Ciudad Juárez que son una muestra de la impunidad que nos propusimos desterrar del país”, dijo
En el evento oficial que se celebró en la Secretaría de Gobernación y que organizó el Instituto Nacional de las Mujeres, Sahagún dijo: “Exigimos su pronto esclarecimiento, y demandamos que los responsables sean castigados con todo el rigor de la justicia y se tomen medidas preventivas para que estos lamentables hechos nunca más vuelvan a suceder”
Por su parte, en la marcha que se celebró por las llamadas “mujeres de negro”, donde participaron varias familias de jóvenes asesinadas en aquella frontera, Norma Andrade –madre de Liliana García Andrade, cuyo cuerpo se encontró el 21 de febrero del 2001, frente a la maquiladora donde trabajaba– dijo a Apro, que “el gobierno de Vicente Fox ya no puede desligarse de esta escalada de crímenes contra nuestras hijas, le exigimos que se comprometa e involucre en la investigación que dé con los responsables de esos homicidios”
Al igual que otras madres de jóvenes asesinadas, como Josefina González –madre de Claudia Ivette, cuyo cuerpo presuntamente es uno de los ocho encontrados en un algodonal, en noviembre del 2001–, Norma señaló que nunca se imaginaron que habría una respuesta tan contundente en la ciudad de México
“Realmente nos sentimos satisfechas con la respuesta de tantos miles de mujeres y hombres en México, porque nunca nos imaginamos que socialmente tuviéramos ese respaldo, lo que ahora esperamos es que el gobierno de Fox le entre al asunto”
–¿Por qué no le ha entrado hasta el momento? ¿será por la presencia de Francisco Barrio en su gabinete? –preguntó el reportero, debido a que como gobernador de Chihuahua, a Barrio le tocó enfrentar este fenómeno de 1993 a 1998
–Exactamente, es eso lo que pensamos, que Fox no quiere investigar, porque necesariamente le tendría que echar tierra a Pancho Barrio y creemos que es su “gallo” para la próxima contienda presidencia –respondió Norma Andrade
También comentó que aparte del homicidio de su hija Liliana, ella y su familia han recibido constantes amenazas de desconocidos, pero presume que sea los homicidas de su hija, incluso la última fue en septiembre pasado
Las estimaciones de asistencia de los organizadores es en alrededor de 7 mil personas, aunque los portales electrónicos de algunos medios como El Universal, consideró 6 mil, y Reforma habló de mil mujeres, sin embargo, fue notoria la presencia en El Zócalo capitalino, donde se prendieron veladoras, se portaban flores y todas las asistentes iban de negro Como parte del evento se tocó una campana, “para que nos escuchen”, dijeron
Durante una decena de discursos que se pronunciaron en el Zócalo capitalino, se cuestionó al gobierno de Patricio Martínez, quien todavía en días pasados aseguró que el caso de los homicidios de Juárez –que él mismo prometió terminar— era “cosa del pasado”
Durante la marcha y el plantón se escucharon consignas de justicia y de alto a la impunidad y en el evento estuvo Elena Poniatowska –quien ahora ha mostrado interés por el tema, pese a que hace unos años confesó a un grupo de reporteras de Juárez, que a ella ese tema le daba miedo— y estuvo Laura Bonaparte, una de las Madres de la Plaza de Mayo, de Argentina
Los discursos también exigieron que el gobierno de Vicente Fox se comprometa más en las investigaciones y el esclarecimiento de la mayoría de las 280 homicidios perpetrados en contra de mujeres
Los distintos discursos estuvieron orientados a fustigar el nivel de impunidad que se registra en Juárez y criticaron la actitud negligente del gobierno del estado, que encabeza el priista Patricio Martínez
Por ello insistieron en que el gobierno de Fox se involucre más en las tareas de investigación y de esclarecimiento de la cadena de crímenes que en unos meses cumplirá diez años
Entre las madres de jóvenes asesinadas y desaparecidas estuvieron –aparte de Norma y Josefina— Ramona Morales, madre de Silvia Elena Morales, Soledad Aguilar, madre de Cecilia Covarrubias, Eva Arce, madre de la joven desaparecida Silvia Arce, y una de las personas que ha acudido a la Comisión Interamericana de los Derechos Humanos, en Washington, para que se investiguen los homicidios y las desapariciones y Norma Ledezma, madre de Paloma, una joven desaparecida y asesinada en la ciudad de Chihuahua, entre otras
Por su parte, Rosario Robles, presidenta nacional del PRD denunció en el Congreso federal, que el gobierno de Fox no ha hecho lo suficiente para esclarecer los homicidios y demandó “un compromiso político real para esclarecer estos asesinatos” 25/11/02

Load More