Detienen en España a tres activistas de Anonymous

MADRID.- (apro) La policía española detuvo a tres miembros de la cúpula de Anonymous en España, la organización de hacker-activistas que se han destacado por sus ataques informáticos contra los sitios de los gobiernos de Egipto, Libia, Argelia, Irán, Chile y Colombia, además de instituciones financieras y empresas alrededor del mundo.

Los arrestos ocurrieron en Barcelona, Valencia y Almería, con lo que la policía aseguró haber “desarticulado” a la cúpula de esta red de piratas informáticos en España, se desprende del comunicado de la Policía Nacional.

Uno de los principales responsables de la red arrestado es un marino mercante de 31 años, residente en Gijón—pero detenido en Almería—, que tenía en su casa un servidor desde el que se coordinaban y ejecutaban los ataques informáticos contra sitios de gobiernos, instituciones financieras y empresariales, se informó.

Con esta acción la policía aseguró haber desarticulado la cúpula de la red de piratas informáticos en España

En conferencia de prensa, los responsables de la Brigada de Investigación Tecnológica (BIT) de la Policía Nacional señalaron que desarticularon el principal servidor de Anonymous en España.

“De la red forman parte desde personas normales hasta otras más cualificadas que ejercen como administradores de los chats, que someten a votación los objetivos de los ataques”, dijo uno de los portavoces.

Entre los sitios que fueron atacados por estos piratas informáticos están Playstation, los bancos BBVA y Bankia, la empresa energética italiana Enel, los sitios de los gobiernos de Egipto, Libia, Argelia, Irán, Chile, Colombia y Nueva Zelanda.

En España, los detenidos lanzaron un ataque el pasado 18 de mayo contra la página de la Junta Electoral central, es decir, cuatro días antes de las elecciones del domingo 22.

Y tenían pensado atacar las páginas electrónicas de los principales partidos políticos de España.

También atacaron las páginas de la policía autonómica catalana, los Mossos d´Esquadra y del sindicato Unión General de Trabajadores (UGT).

Los responsables policíacos consideraron que los tres detenidos podrían alcanzar una pena de 2 a 3 años por la presunta comisión del delito de asociación ilícita.

Anonymous, que se distingue porque en sus apariciones en público sus integrantes portan la máscara del anarquista revolucionario de V de Vendetta, la novela de Alan Moore, que inspiró la película del mismo nombre, se han manifestado en el pasado contra la Ley Sinde, llamada así aquí la regulación que permitirá el cierre de páginas que permitan bajar sin autorización contenidos sujetos a derechos de autor.

La Brigada de Investigación Tecnológica española empezó a investigar a esta agrupación desde octubre pasado, cuando atacaron la página electrónica del Ministerio de Cultura, mientras tramitaba ante el Parlamento español la llamada Ley Sinde. Y, semanas después, aparte de un nuevo ataque a Cultura, también se fueron contra  la organización que protege los derechos de autor de los creadores españoles.

Desde entonces, la policía ha analizado más de 2 millones de líneas de registros de chat y páginas usadas por Anonymous, hasta poder dar con la cúpula en España.

Los ciberactivistas realizaron una activa defensa de Julian Assange y de Wikileaks, cuando hace unos meses inició una fuerte ofensiva en su contra por los supuestos delitos de abuso sexual y los ataques de Estados Unidos y países europeos. Entonces, una de las páginas que atacaron fue la de PayPal, por negar a Wikileaks el acceso para recibir apoyos económicos a través de esa página.

Según la policía española, la organización se estructura en células independientes que en momentos acordados lanzan miles de ataques simultáneos de denegación de servicio (DDoS) para colapsar los servidores web.

Los administradores de esta organización ofrecen instrucciones a los participantes para que se descarguen un programa legal que permite poner sus terminales a disposición del coordinador. Uniendo todos los terminales, se lanzan peticiones de acceso a determinadas páginas que, incapaces de responder a miles de peticiones, quedan colapsados. En ocasiones la red emplea ordenadores zombies (cuyos propietarios ignoran que sus terminales están siendo utilizados para tal fin) infectados en todo el mundo.

Aparte de Estados Unidos y Reino Unido, España es de los primeros países que actúa contra Anonymous, que dispone de complejas medidas de seguridad para proteger su anonimato.

La OTAN considera al grupo internacional de hacker-activistas como una amenaza para la propia alianza militar, según el comunicado policial. La Alianza Atlántica incluso llegó a comparar a estos piratas informáticos con Al Qaeda o los talibanes, por el supuesto peligro de acceder a información sensible de esas instituciones de seguridad internacional, según la policía española.

Anonymous rechazó ese señalamiento de la OTAN y advirtió que no aceptará amenazas de la Alianza Atlántica.

Comentarios

Load More