Osorio Chong ya inició su campaña rumbo al 2018; inunda redes con spots

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Identificado como uno de los aspirantes a la candidatura presidencial del Partido Revolucionario Institucional (PRI) para la elección de 2018, el secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, inició una vasta campaña de propaganda personal en las principales redes sociales, práctica que no está legislada.

Aprovechando este vacío legal para hacer propaganda de sí mismo, semejante al uso que le dan a los tiempos oficiales de los partidos en radio y televisión los presidentes del PRI, Enrique Ochoa Reza; del PAN, Ricardo Anaya, y de Morena, Andrés Manuel López Obrador, Osorio Chong inició su campaña personalizada en Facebook, Twitter, Youtube, Instagram y Periscope desde el pasado miércoles 21.

Osorio Chong inclusive sustituyó en sus promocionales el emblema de la Secretaría de Gobernación por su propio logotipo que aparece junto a su nombre, Miguel Ángel, con mayúsculas en negro y sus apellidos en letras más pequeñas: Es un círculo de fondo blanco con tonalidades verdes y rojas –los colores patrios que hizo suyos el PRI–, que más bien parece un árbol caído a la derecha.

El miércoles 21, en ocasión de su visita a Sinaloa, el exgobernador de Hidalgo subió a las redes sociales un primer spot de 30 segundos, en el que aparece reunido con jóvenes, ante quienes habla, luego se deja rodear por ellos y hasta se toma selfies, imágenes acompañadas por música.

“Tuvimos un gran encuentro con jóvenes. Escuché sus críticas y propuestas convencido de que dialogando es como se construyen soluciones”, escribió el funcionario para presentar el spot en las redes sociales.

“Consolidemos una juventud que propone, crea y trabaja. La participación activa es obligación de todos. En unidad lograremos el México que merecemos”, es la idea que expone, por escrito, el promocional que rubrica la Secretaría de Gobernación.

Al día siguiente, el jueves 22, Osorio Chong difundió otro spot a través de las redes sociales, esta vez rodeado de mujeres de la Asociación Mexicana de Impartidoras de Justicia, ante quienes también posó sonriente.

“Los derechos de las mujeres no son un tema exclusivo de ellas, sino una condición necesaria para México”, dice el promocional, rubricado también por la Secretaría de Gobernación.

Pero fue el viernes 23 cuando Osorio Chong difundió un spot sin que él aparezca y con imágenes sobre México y llamados a la unidad –“trabajando en equipo todos los días podemos superar los desafíos”–, en el que ya no aparece el emblema de la Secretaría de Gobernación, sino sólo su nombre.

El sábado 24, el aspirante presidencial del PRI sólo tuiteó un mensaje “anónimo” con su nombre y logotipo: “Cuando discutimos, retrocedemos; cuando dialogamos avanzamos”.

Y ayer, lunes 26, justo cuando se conmemoró el segundo aniversario de la desaparición de los normalistas de Ayotzinapa, Osorio Chong emitió otro spot en el que aparece con mujeres indígenas:

“La participación de las mujeres indígenas es fundamental para lograr la igualdad de género en nuestro país”.

Este martes 27 emitió otro spot en el que no aparece él, sino frases sobre el fondo colorido  –“Lo que nos une es el orgullo de nacer en nuestro país”, “México somos todas y todos”, “Es con unidad como lograremos darle a nuestro país el presente y futuro que merece”–, y como remate su nombre con el logotipo que asemeja un árbol caído.

Osorio Chong ha sobrevivido en el cargo de secretario de Gobernación, pese a que la violencia y la inseguridad se han disparado a niveles del gobierno de Felipe Calderón y pese a la fuga del narcotraficante Joaquín El Chapo Guzmán, mientras que han caído el secretario de Hacienda, Luis Videgaray, y Manlio Fabio Beltrones, sus rivales en la candidatura presidencial.

Con esta campaña de propaganda personalizada, el secretario de Gobernación ha comenzado otra etapa en la búsqueda de la candidatura presidencial para 2018.

Acerca del autor

Reportero de Proceso desde 1994, Premio Nacional de Periodismo en periodismo de investigación y autor de tres libros.

Comentarios