Cobijado por la cúpula priista, Del Mazo asume gobierno del Edomex y promete “decisiones firmes”

TOLUCA, Edomex. (apro).- “Seré el primero en exigir de mi gobierno las decisiones firmes y resultados fuertes que los mexiquenses demandan”, comprometió el priista Alfredo del Mazo al rendir protesta como gobernador del Estado de México para el periodo 2017-2023.

Ante Miguel Ángel Osorio Chong, secretario de Gobernación, quien acudió al recinto parlamentario en su calidad de representante del presidente Enrique Peña, el nuevo mandatario se comprometió a respetar e impulsar la pluralidad política mexiquense.

“Pluralidad no es sinónimo de división; al contrario, es el camino para construir decisiones colectivas que reflejen las expectativas, que incluyan los anhelos de todos, pues la división afecta la construcción del estado de México que deseamos”, dijo.

Por tanto, apeló a que más allá de las diferencias de opinión, “avancemos unidos y en paz… el reto es construir desde nuestras diferencias y avanzar a partir de nuestras coincidencias”.

Del Mazo Maza ofreció gobernar para todos los mexiquenses y dar espacio a todas las expresiones: “seré un gobierno cercano, que escuche, respete y tome en cuenta todas las voces”.

El nuevo mandatario estatal reconoció que el Estado de México es una entidad de retos y desafíos, pero también con gran potencial, y propuso construir el Plan Estatal de Desarrollo mediante una consulta amplia y plural.

Aprovechó para adelantar su intención por promover iniciativas ante la Legislatura “con ánimo constructivo” para dar sustento legal a las acciones de gobierno y mejorar la calidad de vida de las familias mexiquenses.

“Convoco a todos los partidos a que propongan, revisen y aprueben leyes y reformas más allá de intereses personales o de grupo, que tengan como objetivo el beneficio de todos los mexiquenses. En la discusión de los grandes temas del estado debemos incorporar los puntos de vista de la sociedad civil”, llamó.

A Sergio Medina Peñaloza, presidente del Poder Judicial, le ofreció una relación cercana, de colaboración y respeto a la autonomía.

En presencia de Fernando Baz, auditor superior de la entidad; Alfredo Barrera, rector de la UAEM; Mirna Morón, presidenta del Tribunal de Justicia Administrativa; Zulema Martínez, presidenta del Instituto de Transparencia; y Jorge Olvera, presidente de la Comisión de Derechos Humanos, ofertó coordinación “responsable y respetuosa” con los organismos autónomos como pilares de la vida democrática estatal en contra de la corrupción.

“Refrendo con todos los mexiquenses mi compromiso personal de servicio público. Cada uno de los integrantes en el gobierno tendrá un compromiso con la integridad y la ética pública, con la preparación adecuada para generar acciones que rindan resultados fuertes y contundentes a fin de responder a la confianza de los ciudadanos… Trabajaremos con determinación y honestidad”, insistió.

Adelantó que fortalecerá “todo lo bueno que se ha logrado” y cambiará “con responsabilidad lo que haga falta”.

En su ungimiento, el titular del ejecutivo mexiquense fue acompañado por los exgobernadores. Al primero al que saludó públicamente fue a su padre: Alfredo del Mazo González. También fue arropado por Arturo Montiel, César Camacho, Emilio Chuayffet y Alfredo Baranda.

Los exgobernadores. Foto: Miguel Dimayuga

Los exgobernadores. Foto: Miguel Dimayuga

Además, fueron testigos Emilio Gamboa, coordinador de los senadores del PRI; Ana Lilia Herrera, presidenta de la Junta de Coordinación Política en el Senado; integrantes del gabinete federal y estatal; alcaldes y presidentes de los partidos, entre ellos Víctor Sondón, presidente estatal del PAN.

Comentarios