ONG exige castigo para asesinos de integrantes del Codedi en Oaxaca

OAXACA, Oax. (apro).- El Observatorio para la Protección de los Defensores de Derechos Humanos condenó el asesinato de tres integrantes del Comité de Defensa de los Pueblos Indígenas (Codedi) y el intento de homicidio en contra del líder de la misma organización, Abraham Ramírez Vásquez.

El Observatorio, programa conjunto de la Organización Mundial Contra la Tortura (OMCT) y de la FIDH, consideró que “estos actos de terror perpetrados en contra de cuatro defensores de los derechos de los pueblos indígenas e impulsores de importantes procesos de autonomía en Oaxaca, incluyendo a dos menores de edad”, deben ser castigados.

Estos hechos, denunció, demuestran las dificultades para la defensa de derechos humanos en México, país que vive una auténtica crisis en lo relativo al derecho a defender derechos.

Asimismo, el Observatorio exigió que se tomen todas las medidas necesarias para asegurar la integridad física y psicológica de Abraham Ramírez Vásquez, quien precisamente fue encarcelado durante el gobierno de José Murat Casab, padre del actual gobernador Alejandro Murat.

El organismo internacional planteó “se inicie una investigación inmediata, imparcial y efectiva sobre los hechos, así como que se ponga fin a la impunidad en casos de ataques en contra de personas defensoras de derechos humanos en Oaxaca”.

Según reportes, el lunes 12, alrededor de las 23:30 horas, hombres fuertemente armados atacaron la camioneta donde viajaban los cuatro defensores de Codedi, en la carretera 175 de Oaxaca, volviendo de la capital del estado hacia la Sierra Sur, tras sostener una reunión con funcionarios del gobierno estatal.

En el ataque armado fueron asesinados tres integrantes de Codedi, dos de ellos menores de edad, e hirieron al cofundador de esa organización, Abraham Ramírez Vásquez.

Ya la Red Todos los derechos para Todos había documentado al menos 106 ejecuciones extrajudiciales y 81 desapariciones de personas defensoras durante este sexenio.

Y según el informe de la Red TDT, Oaxaca es la segunda entidad federativa con mayor número de agresiones en el país, con cerca de 14% del total.

Por consiguiente, las ONG solicitaron a Peña Nieto y al gobernador esclarecer y castigar este atentado, así como poner fin a todo tipo de hostigamiento y ataques en contra de miembros de la Codedi, particularmente de las personas defensoras de derechos humanos en México.

Además, pidieron “tomar acciones urgentes en concertación con la sociedad civil para asegurar el establecimiento de garantías para la defensa de derechos humanos en el estado de Oaxaca, y asegurar la aplicación de lo dispuesto en la Declaración sobre los Defensores de los Derechos Humanos, adoptada por la Asamblea General de la ONU.

Y, de manera general, garantizar el respeto por los derechos humanos y las libertades fundamentales en todo el país de conformidad con las normas internacionales de derechos humanos ratificadas por nuestro país.

Comentarios