Aureoles acude a la Corte contra la CNTE; disidentes amagan con viajar a la CDMX

MORELIA, Mich. (apro).- El conflicto magisterial en Michoacán está trabado. Mientras el gobernador Silvano Aureoles Conejo anunció que ha acudido a la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) para obtener una resolución judicial que ayude a liberar las vías del tren que están bloqueadas desde hace 14 días, la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) amagó con mantener sus bloqueos y viajar a la Ciudad de México.

Esta mañana, el mandatario estatal dijo que el máximo tribunal del país es el que debe decidir qué gobierno está obligado a resolver el conflicto magisterial. “Estamos en un jaloneo (con el gobierno federal), es mejor que un órgano autónomo, jurisdiccional, diga quién tiene la razón.

“Si el órgano dice que le toca al estado (atender el conflicto), yo estoy dispuesto a asumir la responsabilidad para resolver el problema”, anunció.

El gobernador también aprovechó para solicitar al gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador que “se solidarice” con Michoacán porque “el estado siempre lo ha acompañado en su proyecto político. Sería justo que regrese el apoyo que el estado le ha dado”.

Aureoles Conejo también dio a conocer que propondrá la realización de auditorías a su administración y a la CNTE para transparentar el destino que han tenido los recursos para los maestros, como la nómina y diversos bonos.

La revisión, dijo el mandatario local, “va a ser para todos e incluye todos los programas que se le han dado a la coordinadora y todos los apoyos extraordinarios transferidos para todos, iniciando con sus dirigentes actuales y anteriores”, agregó desde la Casa de Gobierno.

En tanto, durante una conferencia de prensa afuera del Palacio de Gobierno, procedente de una marcha que partió de la Secretaría de Finanzas, el encargado de Prensa y Difusión de las Sección XVIII de la disidencia magisterial, Saturnino Pineda, anunció que planean viajar a la Ciudad de México para buscar al presidente López Obrador e informarle sobre los adeudos que el gobierno de Michoacán tiene con ellos desde 2014.

Contradicción por recursos

En su conferencia de prensa mañanera, el presidente anunció que entregarán mil millones de pesos a la disidencia magisterial que mantiene el bloqueo de las vías del tren en Lázaro Cárdenas.

Detalló que el viernes 25 entregaron 200 millones de pesos y que en el transcurso de este lunes el gobierno federal dará 800 millones más.

Sin embargo, el gobernador Silvano Aureoles contradijo al mandatario y aseguró que los recursos federales enviados no sólo son para los maestros. “El gobierno estatal tiene compromisos con la CNTE y otras responsabilidades”.

Aureoles explicó que en un principio se estaban gestionando 300 millones de pesos, pero que el gobierno federal sólo les envió 200 millones “y esos son para la quincena”.

Respecto de los 800 millones que anunció López Obrador, el gobernador aclaró que “no son parte de un adelanto para pagarle a la CNTE”.

Aureoles Conejo también señaló que López Obrador no está siendo bien informado de la situación en el estado y denunció que Héctor Garza, oficial mayor de la Secretaría de Educación Pública, ha tenido “mala leche” porque filtró información de que el gobierno federal adelantará más dinero para el estado.

“Los acuerdos que (el gobierno federal) haya hecho con la CNTE no los asumo yo. No voy a aceptar nada que no haya consentido el gobierno del Estado. Si ellos prometieron algo, ellos tendrán que cumplir”, dijo el gobernador.

Mantienen los bloqueos

El portavoz de la CNTE en el estado dio a conocer que mantendrán sus protestas, como la toma de las vías del ferrocarril y oficinas de gobierno, para exigir el pago de millones de pesos que les adeuda el gobierno de Aureoles.

De acuerdo con el presidente de la Confederación de Cámaras Industriales, Francisco Cervantes, el bloqueo al tren ha causado pérdidas que ascienden a cerca de siete mil 500 millones de pesos.

“El paro es culpa del gobierno estatal”, acusó el dirigente y sus agremiados durante las protestas.

Pineda, si bien reconoció que ya les pagaron la quincena pasada y la próxima, los recursos obtenidos “no se deben celebrar como un logro; es un derecho”.

La disidencia informó que han replicado sus bloqueos y tomas de sedes en 45 oficinas de recaudación en municipios como Huetamo, Parácuaro, Apatzingan, Ario de Rosales, Lagunillas, Múgica y La Piedad.

En total están activos 81 cierres de vialidades y tomas de oficinas de gobierno, como una parte de Palacio de Gobierno, la Secretaría de Educación del estado, la Secretaría de Finanzas y el Congreso local. También destaca el bloqueo de dos centros comerciales en Huetamo y Zitácuaro.

Comentarios