Agoniza Andrea Camilleri, el creador del “Comisario Montalbano”

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Padre del personaje literario del detective Salvo Montalbano, el escritor siciliano vivo más popular de Italia, Andrea Camilleri, de 93 años de edad, fue internado este lunes en un hospital de Roma, hallándose en peligro de muerte, tras sufrir un ataque al corazón.

Director teatral, guionista radiofónico y productor televisivo, Camilleri nació el 6 de septiembre de 1925 en Porto Empédocle, ciudad de Agrigento que inspiró la mítica Vigàta donde transcurren los más de cien relatos del fascinante “Comisario Montalbano”.

Sus novelas han dado la vuelta al mundo a partir de 1994, gracias a los 32 capítulos de la célebre serie televisiva homónima de la RAI, protagonizada por Luca Zingaretti (Roma, 1961) como el inspector Montalbano, un elenco de primera categoría (sobresaliendo histriones de la misma isla de Sicilia) y dirigida por Alberto Sironi (Busto Arsizio, 1940).

Defensor de las lenguas regionales y especialmente del dialecto siciliano, el comunista Camilleri es una figura bastante respetada en el mundo de las letras contemporáneas, habiendo estudiado dirección escénica en la Academia de Arte Dramático Silvio D’Amico. Hacia 1958 comenzó a impartir cátedra en el Centro Experimental de Cinematografía de Roma.

Conferencista de altos vuelos filosóficos, poeta y amigo del no menos famoso periodista y autor siciliano Leonardo Sciascia (1921-1989), en su juventud Camilleri montó obras del teatro del absurdo y la paradoja, escritas por su paisano Luigi Pirandello (Seis personajes en busca de autor), el franco-rumano Eugène Ionesco (Rinoceronte), el poeta de origen londinense T. S. Eliot (Asesinato en la catedral, The Waste Land) y el irlandés Samuel Beckett (Esperando a Godot), siendo guionista de las adaptaciones para televisión del inspector Maigret del belga George Simenon (1903-1989), y del teniente Sheridan por el actor Ubaldo Bussa (1917-1964).

Hacia 1994 logró un éxito fenomenal con Montalbano en el caso La forma del agua para el sello de Elvira Sellerio. El apellido Montalbano de su célebre personaje lo tomó Camilleri del escritor policíaco hispano Manuel Vázquez Montalbán (1939-2003), inventor del investigador Pepe Carvalho.

Desde entonces, las obras de Camilleri han sido best-sellers traducidas a muchos idiomas; en castellano, las publica Editorial Océano (El primer caso de Montalbano, El ladrón de meriendas, La paciencia de la araña, El violín, El perro de terracota, etcétera).

Andrea Camilleri se encuentra en el Hospital Santo Spirito, de Roma, y según el doctor Roberto Ricci, su estado de salud es de “pronóstico reservado o grave”, por lo cual podría esperarse lo peor en cualquier momento.

Esta funesta noticia de la hospitalización de Camilleri, quien sobrevive asistido por un aparato respiratorio, ha sacudido Italia apenas a dos días de la desaparición el sábado 15 del florentino Franco Zeffirelli (Romeo y Julieta, Callas Forever), cineasta bastante querido en el universo de la cinematografía clásica y operística. Hace poco menos de dos años, falleció uno de los personajes más admirados de la serie Il Comissario Montalbano, el venerable Marcello Perracchio (Módica, 1938-Ragusa, 2017), quien encarnaba el papel del doctor Pascuano.

En sus múltiples apariciones públicas, destaca la frase de Camilleri en el Foro Griego de Siracusa:

“Yo he dedicado mi vida al teatro… Siento ya cerca de mí a la eternidad.”

Comentarios