Lanzan “Marea Verde Colima” para exigir la despenalización y legalización del aborto

COLIMA, Col. (apro).- Activistas, académicos, científicos, médicos y empresarios, además de integrantes de los sectores cultural, cinematográfico, literario, estudiantil, musical y periodístico, participaron este lunes en el lanzamiento de la campaña “Marea Verde Colima”, con la que organizaciones de mujeres, a través de las redes sociales, buscan la despenalización y legalización del aborto en la entidad.

Con imágenes en las que aparecen con un pañuelo verde alrededor del cuello, mujeres y hombres que forman parte de la campaña expresaron frases e ideas relacionadas con la libertad de las mujeres a decidir sobre sus cuerpos.

“Estoy a favor del derecho a decidir porque es importante que se reconozcan los territorios individuales de las mujeres y se reformen leyes para hacer valer las decisiones de nosotras sobre nuestro cuerpo”, manifestó la fotógrafa Gabriela Medina.

“La decisión de continuar un embarazo o interrumpirlo corresponde únicamente a la mujer”, soltó el médico Jaime Enrique Velasco, mientras que el cantautor René Hernández fue enfático al señalar: “Ellas deciden, es su cuerpo”.

Para la profesora universitaria Yarmilet Romero, “la legalización del aborto es urgente y necesaria, y los derechos humanos no se deben someter a la voluntad de grupos religiosos o sectarios”.

La restauradora Wen Hernández afirmó que “la maternidad es un derecho, no una obligación, por un mundo en que nosotras, las mujeres, podamos decidir sobre nuestro cuerpo”.

A su vez, Carlos Cárdenas, realizador audiovisual, planteó: “No seamos una sociedad que criminaliza a las mujeres por decidir sobre su cuerpo. ¡Aborto legal y seguro ya!”

La productora de radio Arcelia Pérez recalcó: “Elijo por mi cuerpo, que nadie elija por el tuyo”. La periodista Celina Pinto: “Maternidad forzada es esclavitud femenina”. Diana Enríquez, estudiante y realizadora audiovisual: “Estoy a favor de decidir sobre nuestro propio cuerpo”.

El investigador universitario Ricardo Navarro lanzó: “La religión no puede tomar a la ciencia como rehén para sustentar necedades”. Y la feminista Concepción Caraballo postuló: “Que se respete el derecho de la mujer a decidir sobre su propio cuerpo”. En tanto, la periodista Alejandra Aréchiga razonó: “Porque merecemos la libertad de decidir sobre nuestro cuerpo”.

Entre los argumentos de la campaña, el movimiento de mujeres expuso: “Por años, el aborto ha sido practicado por las mujeres en la clandestinidad, así que es una realidad que necesita ser regulada, garantizando su gratuidad y salubridad. Las mayores afectadas son mujeres sin recursos económicos, quienes, regularmente arriesgan sus vidas en intervenciones médicas insalubres, además de que son encarceladas; por lo tanto, el aborto es también un tema de justicia social”.

De acuerdo con la Organización de las Naciones Unidas (ONU), las niñas tienen derecho a ser libres de violencia sexual, física y psicológica, derecho infringido al ser obligadas a ser madres, arrebatando sus vidas e infancia.

“La prohibición legal del aborto atenta contra los derechos de las mujeres, pues impone ideologías religiosas, morales y opciones de vida que ellas no desean. Las verdaderas vidas que se pierden son las de mujeres con planes y sueños que se ven frustrados ante esta problemática social que las fuerza a elegir entre una maternidad no deseada o el escudriño moral-religioso. Salvaguardar a las mujeres y niñas es realmente preocuparse por la vida humana. El aborto jamás será obligatorio, siempre será una opción y un derecho al que todas las mujeres tendrían que poder acceder”, apuntó el movimiento.

Y junto con la despenalización del aborto, señaló, “viene de la mano el concientizar a la población acerca de educación sexual, planificación familiar, así como maternidades y paternidades responsables. Por ello, pedimos educación sexual para descubrir; anticonceptivos para disfrutar; aborto legal para decidir”.

Comentarios

Load More