Último día de "Ícaro", una inyección de esperanza

sábado, 17 de agosto de 2013
MÉXICO, D.F. (proceso.com.mx).- A dos décadas de haber sido estrenada y representada desde entonces en múltiples países e idiomas, la conmovedora pieza teatral Ícaro, del dramaturgo, autor y clown suizo Daniele Finzi Pasca, concluye este domingo 18 su breve y arrebatadora temporada en México. La obra aborda el tema de los enfermos terminales a quienes se inyecta un impresionante apoyo por medio de la risa y la ternura. Su productora, la versátil y admirada por un público exigente de cine y teatro Dolores Heredia, logró colocarla sólo por dos semanas en el Teatro de la Ciudad Esperanza Iris, de otra manera tendría que haberla pospuesto un año más. Protagonista de la exitosa película Lola, Heredia comentó a proceso.com: “Para mí haber traído esta obra es como un caricia secreta al espectador porque la obra significa para él una rehabilitación profunda”. Se trata, según la crítica del destacado dramaturgo Jaime Chabaud, de “un espectáculo no sólo sencillo y bello, sino que deja al espectador sin defensa ante emociones básicas y universales para confrontarlo y –sobre todo– reconfortarlo, como un bálsamo salvador”. El autor, quien escribió la pieza como monólogo, ha seguido una larga trayectoria no nada más con esta obra (que por lo menos se ha representado700 veces); por ejemplo, tuvo a su cargo la ceremonia de clausura de los Juegos Olímpicos de Invierno en Turín, en 2001. Ha dicho sobre su pieza: “En Icaro quería hablar de esperanza dando vida a los antihéroes, como lo somos casi todos.” Las dos últimas funciones son a las 13:00 y a las 18:00 horas en Donceles 36.

Comentarios