Análisis deportivo: Los secuestrables

viernes, 8 de octubre de 2004
* "¿Para qué dan a conocer los sueldos? ¿Qué? ¿Quieren que nos secuestren?": Cuauhtémoc Blanco México, D F, 7 de octubre (apro)- En un bote de basura encontraron hace tiempo la lista de empresarios reconocidos en el país que integraban una lista de posibles "secuestrables" Tradicionalmente el empresario tiene la imagen de acaudalado, por el lujo con que vive, por los excesos que muestra y porque no guarda la discreción De esa lista algunos habían sido y otros fueron raptados, y después de largos periodos y de cuantiosas bolsas eran liberados En el futbol mexicano ya se dio el primer y preocupante aviso: Alberto Becerra, un jugador discreto, que no integra la baraja de los 100 que más ganan en México fue secuestrado el lunes pasado en Toluca y liberado ayer en Reynosa, Tamaulipas, mediante el pago de un rescate que extraoficialmente se dice que fue de 4,500 pesos, lo cual resulta ridículo para secuestradores profesionales Y conste que Becerra, además de ser suplente en el Puebla, no es de los que conquistan sumas de 500, 600, 800 mil o un millón de pesos mensuales, como se paga en México Pero igual que todos sus colegas, todos son muy dados al exhibicionismo A los entrenamientos del Puebla, como a los de cualquier otro equipo de Primera División, los jugadores acuden a su trabajo en lujos autos y camionetas que son, por sí mismos, tentaciones para los delincuentes El caso de Alberto Becerra es el primero en que, directamente, un jugador es privado de su libertad, aunque sólo haya sido por cuatro días Antes, fue el papá de Jorge Campos el primero que perdió su libertad en manos de secuestradores profesionales, que lo dejaron así hasta que su hijo pagó una millonaria recompensa También a una hermana del defensa ex de Chivas Joel Sánchez le realizaron un "secuestro exprés" en Guadalajara, del cual se libró pagando cerca de 100 mil pesos A otro jugador del Puebla, el argentino Christian Traverso lo obligaron a regresar a su país para pagar el rescate para que liberaran con vida a su padre Ya antes en España el mundo se convulsionó por el secuestro del delantero centro del Barcelona, "Quini", así como en Brasil se produjo también el rapto del papá de Romario Al paso que van las cosas, los futbolistas profesionales tendrán que hacer uso, como los políticos o los artistas, de escoltas personales Se sabe de pocos futbolistas profesionales en México que ya utilizan "guaruras", entre ellos el seleccionado nacional Salvador Carmona El principal problema de los futbolistas no es lo que ganan o que se diga públicamente sus sueldos Ellos hacen visible su posición mediante el viejo defecto de la ostentación Llegan en los entrenamientos en sus BMW, Jaguar, Alfa Romeo, Mercedes Benz, Mini Cooper o hasta Ferraris Viven en las colonias y condominios residenciales de mayor lujo y caen en la terrible tentación del exhibicionismo Por lo tanto, al igual que las luminarias del espectáculo o los poderosos empresarios, en muy poco tiempo quizá veremos a los futbolistas profesionales invirtiendo parte de sus millonarias ganancias en pagar guardaespaldas Lo ocurrido con el portero suplente del Puebla, Alberto Becerra, bien podría tomarse como un serio aviso

Comentarios