Análisis deportivo: Los imperdonables

jueves, 2 de febrero de 2006
* "Carmona y Galindo tienen 75% de posibilidades de perdón": Víctor Garcés México, D F, 1 de febrero (apro)- La estructura se ha confabulado Incluso don Jack Warner, el que sostiene una relación de amor-odio con el futbol mexicano, vino a Veracruz a dar su aval, a sostener que para la FIFA y la Concacaf el asunto no tiene mayores complicaciones Sólo pide nuevos exámenes antidoping para que la Federación Mexicana de Futbol (Femexfut) les otorgue el perdón, cuando han cumplido apenas siete de los doce meses de castigo por consumir sustancias dopantes Pero Aarón Galindo y Salvador Carmona tendrán, por siempre, la etiqueta de "imperdonables" Le fallaron al futbol, a la selección nacional, a Ricardo LaVolpe, al Cruz Azul, a los médicos que intervienen en su cuidado, a sus familias Pero, sobre todo, le fallaron a la afición, esa masa que nunca es tomada en cuenta, pero que conserva la memoria colectiva de la historia de cada jugador Esa afición los tendrá presente en cada partido, en los que no faltarán gritos de "dopados, drogadictos, mariguanos, chemos", aunque no todos correspondan a la realidad, pero que serán parte del folclor de la tribuna Quizá LaVolpe los convoque para el Mundial Quizá Alberto de la Torre, Decio de María y toda la "troupé de Dios" (la corte celestial de los directivos que no se equivocan nunca) los presenten como "sanotes" en los nuevos exámenes antidoping Quizá los dirigentes de Cruz Azul hablen de su arrepentimiento y de las promesas de enmienda Quizá a sus familias ni les importe Pero hay algo que queda claro: ambos se doparon, consumieron esteroides anabólicos para mejorar su rendimiento y ser superiores físicamente a los contrarios Dicen que en el partido contra Brasil, "Ronaldinho" veía volar, no correr, a Salvador Carmona cuando lo marcaba Dicen que Aarón Galindo, técnico pero lento, se transformó en una gacela para frenar a Adriano en el eje del ataque brasileño Dicen que no parecían jugadores ordinarios, sino de otra galaxia La historia ahí está, viva, dura, inflexible Juzgarán con índice de fuego el hecho real: ambos jugadores se doparon Aunque la memoria del mexicano sea flaca, flaquísima, es un hecho que no se podrá borrar, aunque hoy, mañana o pasado los perdonen El capítulo vergonzoso de Alemania se pondrá, como muchos otros, debajo de la alfombra Pero no escaparán ni al juicio de la historia personal de sus trayectorias, ni a la "carrilla" que ahora se viene en las tribunas, cuando reaparezcan

Comentarios