"La lección del dopaje, verse al espejo y ser honesto": Alex Rodríguez

jueves, 11 de febrero de 2010

MÉXICO, D.F., 11 de febrero (apro).- El tercera base de los Yanquis de Nueva York, Alex Rodríguez, dijo que haber reconocido públicamente que sí echó mano de los esteroides durante algunos años de su carrera en las Grandes Ligas, le quitó un enorme peso de encima lo que le permitió jugar la temporada 2009 sin ninguna presión.

Rodríguez, de origen dominicano pero nacido en Nueva York, aceptó durante el spring training de la temporada pasada que la necesidad de ser un pelotero destacado lo orilló a utilizar sustancias que mejoran el rendimiento durante los años que jugó con los Rangers de Texas. Haber dicho la verdad, lejos de traducirse en cuestionamientos, puso de manifiesto el apoyo de sus compañeros y fanáticos.

“Me he quedado super impresionado con el apoyo no solo de la fanaticada americana, latinoamericana y del mundo; de los peloteros, mis compañeros, y (jugadores) de otros deportes. El apoyo ha sido increíble y para mi la lección es mirarse al espejo, ser honesto y admitir los errores y seguir para adelante. Fue un año que me enseñó mucho y creo que ya tengo la plataforma para seguir con mi carrera los próximo ocho años con esa misma energía”, aseveró Rodríguez, quien este jueves estuvo de visita en la Ciudad de México para promocionar el gimnasio Alex Rodríguez Energy Fitness, cuya franquicia es la primera que se abre fuera de Estados Unidos.
Cuestionado sobre si entre sus objetivos tiene contemplado alcanzar la cifra de 700 jonrones, el famoso A-Rod dijo que después de todo lo que ha pasado (por el escándalo de los esteroides) más que los records, lo que le interesa ahora es “gozar el juego y pasar el mensaje a la juventud por los errores que yo he hecho, hablarlo con ellos y cambiar el mundo de la juventud con mis experiencias”.

El pelotero aprovechó para contar que siempre que se reúne con el empresario mexicano Carlos Slim, éste no cesa de hacerle ver cuántos jonrones necesita por temporada para seguir incrementando su marca de cuadrangulares.

“Mi gran amigo Carlos Slim es un genio y es el fanático numero uno de las Grandes Ligas. Se sabe todos los números de Ty Cobb, Babe Ruth o Ted Williams y siempre me saca la libreta y me dice Alex: si das 34.6 jonrones por los próximos siete años tienes “x” (número), pero si das 41. 9 tienes “x”, entonces quiero decir que mis amigos y mi fanaticada están muy felices y orgullos por los records”.

-¿Después de Mark McGwire reconoció que también usó esteroides y de que en el béisbol se implementó un programa de control antidopaje, este deporte esta limpiándose?, se le preguntó al jugador en la conferencia de prensa.

- Estoy muy feliz con el trabajo que el comisionado Bud Selig ha hecho y creo que estamos mejorando todos los días. Estoy muy orgulloso de ser parte de las Grandes Ligas.

- ¿Cree usted que los jugadores son ejemplos a seguir de niños y jóvenes o es demasiada responsabilidad tener un comportamiento ejemplar dentro y fuera del campo?

- Naturalmente, son las reglas del juego. Dios nos puso en una plataforma tan buena y tan grande que es una responsabilidad (de los peloteros) no solamente comportarse bien, dar de su tiempo, su dinero, compartir y pasar el mensaje es muy importante. Yo cuando era pequeño pasé mucho tiempo mirando a mis héroes y para mi fue muy importante, ahora como adulto y pelotero de Grandes Ligas soy un embajador del juego. Sí, creo que es una responsabilidad  que yo tengo.

Alex Rodríguez suma 583 jonrones en 17 años de carrera. El récord histórico es de Barry Bonds con 762.

Por último, Rodríguez reconoció el desempeño que tuvieron con los Yanquis los mexicanos Ramiro Peña y Alfredo Aceves en la temporada 2009 en la que después de una sequía de 9 años llegaron a la Serie Mundial y obtuvieron su título 27.
Peña lo sustituyó durante el primer mes de la campaña por la cirugía en la cadera a la que se sometió, mientras que Aceves tuvo una destacada labor como pitcher relevista al conseguir 10 triunfos.

“Voy a empezar con Ramiro, él hizo un trabajo increíble y no sólo al sustituirme, sino también jugando en otras posiciones, es un jugador con mucha calidad que fue pieza clave para el campeonato, lo mismo con Alfredo, que es un pitcher de mucha calidad y me parece que ambos tienen un muy buen futuro con los Yanquis”, finalizó el antesalista.


 

Comentarios