Testigos exculpan a portero de Cruz Azul de agresión

viernes, 19 de febrero de 2010

GUADALAJARA, JAL. 19 de febrero (apro).- Dos testigos citados ante la segunda agencia del Ministerio Público en Guadalajara, declararon que el portero del Cruz Azul, José de Jesús Corona Rodríguez, es inocente de los cargos de agresión en contra de Julio Cesar Rivera Ramírez, con lo que el futbolista dio un primer paso para resolver su situación jurídica.
    Como parte de la averiguación previa 1446/2010 que se integra en la agencia número dos del Ministerio Público, la defensa del agredido citó a la menor de edad, Ana Luz Rodríguez, y a su hermano Diego Rodríguez. No obstante, parece que no le ayudaron mucho al ofendido, pues los testigos señalaron que el agresor no fue el guardameta celeste, sino un primo del futbolista de nombre Carlos Padilla Rodríguez, quien según el deportista, tiene gran parecido físico con él.
    Los hechos ocurrieron la madrugada del 7 de febrero, en un establecimiento de micheladas, ubicado en la avenida Rafael Sanzio, en Zapopan. Según narró el ofendido en su denuncia, se disponía a abordar su vehículo cuando el portero Jesús Corona, sin mediar discusión, le golpeó la nariz, causándole una fractura.
    El arquero explicó el lunes 8 en conferencia de prensa realizada en La Noria, que el no participó en los hechos: "Yo sí estuve en Guadalajara, pero sólo fui a visitar a unos familiares y nunca estuve en ese bar... Fue un familiar el que estuvo ahí involucrado”. El cancerbero se refiere a su primo Carlos Padilla Rodríguez.
    En entrevista con Apro, el abogado José Luís Guizar Abarca, quien lleva la defensa legal de Jesús Corona, explicó que el agredido solamente quiere colgarse de la fama del futbolista para sacar dinero. “Ahí está la prueba de que es falso. Los mismos testigos que él trajo lo están desmintiendo. El agresor fue su primo Carlos”.
    El abogado además desmintió las versiones que su cliente no puede salir del país. “Si puede viajar,  pues el juicio ni siquiera ha empezado. Apenas se está en la etapa de averiguación previa”.
¿Entonces Corona hubiera podido estar con la selección mexicana en el partido contra Bolivia?
Es afirmativo. Una vez que se integre la averiguación previa y se determine si hay presunta responsabilidad es cuando se podría dictar un auto de formal prisión o un auto de sujeción a proceso, o determinar que no hay elementos para procesarlo.
Señaló que el delito de lesiones solamente alcanza de tres meses a dos años de prisión, que pueden ser sustituidos por una fianza económica, por lo que el futbolista no pisaría la cárcel.
    “Pero aquí lo preocupante serían dos cosas. Si se le dictara auto de formal prisión, tendría que estar presentándose una vez por semana al juzgado y en ese caso no podría viajar y entonces no podría jugar el mundial. Y la otra afectación es en su prestigio, pues se está dañando falsamente su imagen. El es una persona ejemplar que se ha dedicado al deporte y que gracias a la disciplina ha llegado a donde está”, explicó el abogado defensor.
    La comparecencia inició a las diez de la mañana y duró cerca de cuatro horas.
Los testigos Ana Luz y Diego Rodríguez no dieron entrevistas a la prensa pero otro abogado, Luis Daniel Guizar, presente en la diligencia confirmó que señalaron a Carlos Padilla como el verdadero agresor.
    De acuerdo al relato, el motivo de la riña fue un lío de faldas: “Narraron que en el estacionamiento el agredido Julio Cesar discutió con su exnovia, Myriam, una prima de Jesús Corona. Ella ingresó al bar llorando lo que provocó el enojo de Carlos, también primo del portero y muy parecido físicamente, por cierto. Ya afuera lo agredió”, explicó Luís Daniel Guizar.
    El incidente podría resolverse la próxima semana cuando el ministerio público cite a más testigos, entre ellos el mismo Carlos Padilla, que ya fue señalado como agresor. La defensa de Corona sostiene que todo se resolverá antes del 3 de marzo, fecha en que el técnico Javier Aguirre dará a conocer la convocatoria definitiva para el mundial de Sudafrica. También desconocen si el portero será citado a declarar.
    De acuerdo con fuentes cercanas al futbolista consultadas por el reportero, el incidente causó que el técnico del Cruz Azul, Enrique Meza relevara a Corona por Yosgart Gutiérrez en los partidos ante América y Morelia. “Aquí se guarda la disciplina, y mientras se resuelve el asunto, te vas a la banca”, le habría dicho a Corona.
    Jesús Corona comenzó su carrera en el Atlas, el año de 2002 y pasó a los entonces Tecolotes de la Autónoma en el 2004; para fichar en el 2009 por el Cruz Azul, en una transacción que según datos extraoficiales osciló en cuatro millones de dólares.
    En la selección mexicana debutó en el 2005 en un partido amistoso contra Polonia, disputado en Chicago. Asistió como suplente de Osvaldo Sánchez al mundial de Alemania 2006. Ahora, parece que la oportunidad de asistir a su segundo campeonato del mundo se esfuma ante los pleitos legales en los que se ve involucrado.

Comentarios